En cuerpo y alma (2017)
The Square (2017)
Loving Vincent (2016)
A fábrica de nada (2017)
Soleil battant (2017)
Beauty and the Dogs (2017)
Out (2017)
anterior
siguiente
Elija su idioma en | es | fr | it

email print share on facebook share on twitter share on google+

Informe de industria: Producir - Coproducir...

La expansión de la coproducción en los cortometrajes

por 

La expansión de la coproducción en los cortometrajes

- El viernes 1 de marzo tuvo lugar en Luxemburgo un debate sobre la expansión de la coproducción en los cortometrajes. La red europea de cine joven Nisi Masa organizó el coloquio con ocasión de la séptima edición del European Short Pitch.

 Como preámbulo, Nisi Masa explicó que hace algunos años el concepto de coproducción en los cortometrajes era algo muy alejado de la realidad. Hoy en día, esto concierne cada vez más a cortos que en ocasiones no cuentan con ningún productor francés.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Recordemos que Francia es el paraíso de la financiación del cortometraje. Últimamente descubrimos un número creciente de cortos con dos, tres nacionalidades, y colaboraciones tan improbables como Eslovaquia y la India.

Para abordar el tema, Nisi Masa invitó a varios profesionales, y proyectó cinco ejemplos de cortometrajes recientemente coproducidos: The Big Leap, de Kristoffer Rus, una coproducción sueco-polaca; Dreaming Apecar, de Dario Samuele Leone, coproducción italo-rumana; Soft Rain, de Dénes Nagy, una coproducción húngara, belga y suiza; Tiger Figth, de Martin Repka, coproducción eslovaca, india y austríaca; y Tram, de Michaela Pavlatova, una coproducción checo-francesa.

A continuación, un resumen de la velada y tres de las cintas presentadas.

 Al principio del debate, el productor Marcell Gerö de Campfilm insistió en la diferencia entre el networking y las relaciones de larga duración. Este productor húngaro cree, pues, más en la amistad que en el networking. En el caso de Soft Rain, conocía al director desde hacía ya diez años y, según su opinión, las personas con las que se trabaja están antes que el proyecto. El proyecto por supuesto debe ser llamativo e interesante, pero la gente está en un primer plano ya que, para lograr un buen resultado, hará falta trabajar de manera conjunta. Gerö precisó que, a pesar de su punto de vista, no hay que subestimar sin embargo el networking entre los productores.

En el caso del film Dreaming Apecar, el guión fue el punto de partida de la coproducción. Cuenta la historia de una italiana que no consigue encontrar trabajo. Entonces acepta encargarse de un rumano de 80 años. Con esta historia, los productores italianos decidieron acercarse a la comunidad rumana en Italia, a pesar de que el corto no hable directamente de esta comunidad, y fueron muy bien acogidos. Y es que desde que esta comunidad está mucho más integrada en Italia, muestran un gran deseo de participar en la producción de obras culturales.

Incluso una asociación de empresarios rumanos ayudó a la financiación, así como el Instituto cultural rumano en Italia. El actor protagonista es, además, un actor muy popular en Rumanía, y se ha implicado mucho en el proyecto.

El ejemplo más llamativo de este debate es, sin lugar a dudas, el de la coproducción sueca y polaca, The Big Leap. El lema que hay que recordar sobre la producción de esta cinta es, como la productora sueca Kaśka Krośny dice: “Think big!” El presupuesto total de la cinta ha sido de 300 000 euros. Este corto sobre la crisis económica aúna a un director ya conocido con actores internacionales del “live action” y de la animación. La sociedad polaca Wajda Studio ha sido quien se ha ocupado de la promoción de The Big Leap. Crearon una página en Internet así como un perfil Facebook antes incluso de que comenzase el rodaje. Durante el mismo, los actores contaban igualmente con dos horas al día para atender a la prensa. A la productora Kaśka Krośny todavía le divierte el hecho de que nadie supiese que se trataba de un cortometraje.

Hoy en día, las posibilidades para coproducir y financiar cortometrajes se amplían considerablemente. Por otro lado, hablar del “crowdfunding” es algo reciente. Los productores y directores actuales emplearán todos los recursos para encontrar nuevos medios de financiación y llevar así a buen puerto sus proyectos. Al día siguiente de este debate, los participantes en el European Short Pitch defendían sus proyectos ante el patio de butacas de productores, pero ahora con unas cuantas ideas nuevas en el bolsillo para dirigir sus historias.

 

en este dossier

Boletín

ArteKino
Les Arcs call
Unwanted_Square_Cineuropa_01

Follow us on

facebook twitter rss