email print share on facebook share on twitter share on google+

Paolo Sorrentino • Director

“Es bonito llegar al set y sorprenderse”

por 

- Paolo Sorrentino, director invitado a la 11ª edición del Festival de Cine y Música de Küstendorf, habló con Cineuropa sobre su trayectoria profesional

Paolo Sorrentino • Director
(© Kustendorf Film & Music Festival)

En 2014, Paolo Sorrentino acudió a Küstendorf, el festival creado y organizado por Emir Kusturica, para hablar sobre La gran belleza [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Paolo Sorrentino
ficha del filme
]
y ganó el Oscar unas semanas después. Cuatro años más tarde, vuelve para recibir el premio Tree of Life de manos de Emir “por su próxima película” (Loro, un largometraje sobre Berlusconi rodado este verano junto a su amigo, el actor Toni Servillo, pero del que se sabe muy poco), que complementa la retrospectiva dedicada a su obra en el evento serbio. También impartirá una de las clases magistrales características del festival, que tendrá lugar tras la proyección del primer episodio de su serie de TV, The Young Pope. Cineuropa habló con él sobre su trayectoria.  

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: ¿Has cambiado como director desde la primera vez que viniste a este evento? ¿Has aprendido algo nuevo?
Paolo Sorrentino: Sinceramente, creo que cuanto más avanzo, menos sé y menos puedo enseñar o motivar. Es un poco raro. Cuando era más joven, tenía muchos consejos que dar a los demás, a pesar de haber hecho pocas películas. Pero ahora que he hecho más, no estoy tan convencido. Con el tiempo, tienes más ganas de hacer películas que de hablar sobre ellas. Es mejor experimentar y hacer las cosas que hablar de ellas. 

Pero no he cambiado, y si lo he hecho, no me he dado cuenta porque creo que he hecho más o menos lo mismo desde mi primera película. Siempre me ha gustado el mismo tipo de personaje, el mismo tipo de historia. De hecho, en el montaje de mis películas que presentó Emir en la apertura, había varios temas recurrentes. Siempre hago la misma película. 

En la clase magistral, hablaste sobre la confianza que debes tener en el equipo, que es esencial en tu relación con el actor protagonista. Además, discutes mucho el personaje principal con el actor, ¿también haces ensayos?
No mucho. Dejo que el actor saque lo que necesite del guión. Le digo al actor que me diga lo que ha entendido del personaje principal y, normalmente, suelen sacar todo del guión. Si no lo entienden, se lo explico pero casi nunca tengo que hacerlo. En el set, intento crear una atmósfera donde el actor actúe de acuerdo a mis expectativas, más o menos. 

Sobre los ensayos, casi nunca los hago. Sólo si un actor me lo pide. Pero no me gustan porque le restan frescura a lo que ocurre en el escenario. Prefiero ir al set y ver lo que pasa. Es bonito llegar y sorprenderse. Creo que es mejor. No lo hacía en mis primeros años pero ahora que le he pillado el truco, lo hago siempre. Voy al set y cambio las cosas basándome en lo que ocurre durante esa jornada.  

Sorprende que dejes espacio a la realidad, teniendo en cuenta tu preferencia por la invención en detrimento del naturalismo que explicaste en tu anterior visita, y la imagen de director demiurgo que das en tus películas. 
Observo lo que ocurre en el set pero no decido nada de antemano. Simplemente, dejo que el set me inspire. Siempre pasa lo mismo: aparecen los extras, te gusta una cara… En ese momento, empiezo a escribir unas líneas para ese extra… Ocurre a menudo, sobre todo en escenas con mucha gente.

Y, ¿cómo trabajas entre una película y otra, cuando no estás en el set?
Cuando no estoy haciendo películas, no hago nada. Si no estoy haciendo nada, en algún momento se me ocurrirán cosas que necesitaré materializar en una película. Intento no buscar… En cierto modo, las películas vienen a mí, no hay mucho que buscar. Llega un momento en que no puedes evitar hacer la película. Necesitas hacer esa película y así es como se hace realidad.

Durante la ceremonia de apertura, Kusturica dijo que aquí, en el festival, los grandes directores conocen a los que algún día se convertirán en grandes directores. Para ti, ¿cómo es un “gran” director?
Para mí, un gran director es alguien que tiene un universo poético, que tiene un mundo poético al que hace referencia. Un mundo que ya está formado o que se está formando. Así que para mí, un gran director es alguien que plasma su mundo poético en más de una película o en una película que es una obra maestra. 

(Traducción por Carolina Benítez)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.