email print share on facebook share on twitter share on google+

VILNA 2018

Jens Assur • Director

“La confianza es la parte esencial para una buena dirección”

por 

- Mantuvimos una conversación reveladora sobre Ravens con su director, el debutante Jens Assur, reciente ganador, además, del Premio Cineuropa en Vilna

Jens Assur  • Director

La historia de amor de Cineuropa con Ravens [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Jens Assur
ficha del filme
]
comenzó tan pronto como se proyectó la cinta en la sección Nuev@s Director@s del festival de cine de San Sebastián. Ahora, prosigue en el Festival de Vilna - Kino Pavasaris, donde su director, Jens Assur, recogió el Premio Cineuropa por este drama familiar universal. Siguen a estas líneas lo que el director tuvo a bien decirnos sobre lo complejo y desafiante del que ha sido su primer largometraje. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: ¿Cómo nació Ravens? ¿Está inspirada en hechos reales?
Jens Assur:
Tras dos décadas como fotoperiodista y después de ejercer como guionista y director de cuatro cortometrajes muy bien recibidos por la crítica, me sentía preparado para desarrollar mi primer largometraje. Trabajé en la investigación y el desarrollo de varias ideas a la vez. Buscaba un proyecto con el que pudiera retar al público a través tanto del contenido como del estilo visual. Ravens está basada en mi interpretación personal sobre un libro en concreto. Cambié los personajes principales y alteré la estructura pero permanecí fiel al tema intelectual.

Aunque resultan igualmente convincentes en sus papeles, Reine Brynolfsson y Jacob Nordström han tenido carreras interpretativas muy distintas. ¿Trabajaste con diferentes enfoques en función de los actores?
Reine ya protagonizó mi primer corto, The Last Dog in Rwanda. Ya entonces descubrí el talento que tiene y lo dedicado que es a su trabajo. Me atrevería incluso a decir que se codea con algunos grandes de la talla de Hoffman y Brando. Un año antes de rodar, empezamos a preparar el personaje juntos. Aunque la parte más exigente de Agne es su vida y su lucha interiores, trabajamos mucho en la apariencia física de Reine, que tuvo que llevar una dieta y un programa de entrenamiento muy estrictos, todo ello para entrar en su personaje y acabar encarnando a un denodado granjero como Agne.

El personaje de Klas tenía que ser para un actor no profesional. Me parecía muy importante buscarlo en la Suecia rural para contar con alguien creíble y auténtico. También buscaba a alguien sensible e inteligente, alguien que pudiera seguir ciertas órdenes. Jacob hizo una labor magnífica y fue un placer trabajar con él. Mi visión como director es ser totalmente honesto, abierto y directo. Eso solo puede lograrse con una forma de comunicación abierta y una confianza total. Creo que la confianza es la parte esencial de una buena dirección. 

La granja parece el personaje central de su película. ¿Te costó encontrarla? ¿Cómo la buscaste, de hecho?
Tienes toda la razón. Siempre he hablado de la granja como uno de los personajes vitales. La busqué por toda Suecia. Al principio, el mayor reto era encontrar una granja pequeña que estuviera administrada como en los años 70, bien conservada y mantenida pero aún operativa. El segundo desafío era dar con un lugar sin ninguna belleza en particular, un sitio de lo más práctico y mundano. En tercer lugar, no quería la típica granja sueca sino algo más difícil de identificar en términos de geografía y orígenes.

Ravens habla de la dureza y hasta de la crueldad de la naturaleza. ¿Fue un problema durante el rodaje la meteorología?
Me encanta trabajar al aire libre. Da a los actores y me da a mí un espacio auténtico en el que trabajar. Desde mi punto de vista, las estaciones, la naturaleza y el tiempo añaden una dimensión importante a la cinta. Es muy gratificante trabajar en localizaciones, aunque obviamente se hace duro trabajar a menos diez y bajo el diluvio. Exige mucho física y mentalmente a todo el mundo. 

¿Hay algo que nadie te haya preguntado sobre Ravens y que quisieras contar a los amantes de tu película?
Hay dos personajes en Ravens, Agne y Klas, pero, en esencia, son la misma persona. Agne era Klas en su juventud y Klas será un día Agne. Por eso la película termina con Klas en la mesa de la cocina, reuniendo fuerzas para empezar a trabajar, y empieza con Agne recuperando fuerzas después de un duro trabajo en la granja. Todo es circular, igual que el trabajo agrícola año tras año. Lo que empieza en una primavera acaba en la siguiente.

¿Estás preparando un nuevo largometraje? ¿Puedes decirnos de qué tratará?
Acabo de perfilar un nuevo guion, de un drama internacional. Tendré que pasar el próximo mes o así investigando y desarrollando la historia antes de que pueda decirte nada más.

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también