email print share on facebook share on twitter share on google+

Abdul Salis • Actor

"Una comedia con un propósito didáctico"

por 

- El joven actor respondió con amabilidad a nuestras preguntas, en un característico acento londinense

Abdul Salis • Actor

Cineuropa: ¿Cómo te uniste al reparto de Welcome Home?
Abdul Salis: Andreas solicitó una agencia austriaca de casting para buscar actores de toda Europa, especialmente en Inglaterra, donde hay muchos actores negros experimentados. Sólo tengo veintiséis años pero he trabajado en series de televisión, y en varias películas como Love Actually de Richard Curtis y Sahara de Breck Eisner. Animal, de Roselyne Bosch, se estrenará pronto y Flyboys justo se acaba de rodar. El guión me pareció muy interesante porque no todo es sencillo y claro. Nunca sabes qué va a suceder. Aunque Andreas, parecía saber lo que estaba haciendo.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Además, debo decir, nada es blanco o negro en esta película. De hecho, tu personaje parece el único 100% bueno.
Cierto. De hecho, esta era la única cosa que podía haberme hecho arrojar el papel, pero confié en Andreas y quiso que Isaac fuese agradable pero no de un modo cursi, sino fresco. No es un tipo de chico bueno y aburrido.

¿Es esta película una comedia o una película política?
Definitivamente es una comedia, basada en esta gran situación de vice versa. Supongo que algunos detalles sobre el racismo y Austria te hacen esperarlo pero no es así, la película no es agresivamente política. Es una comedia con un propósito didáctico. Mis padres, que son de Ghana, aman las escenas de África precisamente porque no muestran una pobreza estereotipada y una población aquejada de hambre. En estas escenas, los locales parecen bastante felices, no enfadados, deprimidos o ansiosos de dinero.

¿Qué ambiente se respiraba en escena ?
En Ghana, estaba en mi territorio así que estuve muy cómodo y aprecié la actitud tranquila del equipo de rodaje de la película –incluyendo las veinte perosnas locales. Me pareció un rodaje relajante, realmente me esperaba más estrés.
También fue muy bien con el equipo austriaco. Sin duda, el hecho de que tuve muchos diálogos, todos en alemán, fue una dificultad pero conseguí hacer acentos bastante fácilmente así que parecí creíble como personaje que habla alemán. De hecho, mucha gente pensaba que yo verdaderamente hablaba el idioma tras ver la película. Y no, pero no me importó el extra esfuerzo. Esta fue una parte internacional y me sentí como un actor internacional.

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también