email print share on facebook share on twitter share on google+

TAQUILLA Suecia

El cine sueco vuelve a la normalidad tras el gigantesco éxito de la trilogía Millennium

por 

Dos estrenos más en 2010 que en 2009 no han bastado para mantener la cuota de mercado del cine sueco por encima del 30%, que se situó finalmente en el 20,8% (con 3,3 millones de espectadores), algo por debajo del 22,1% de media de los últimos diez años, según los datos publicados por el Instituto de Cine Sueco (SFI).

En 2009, las adaptaciones producidas por Yellow Bird de la trilogía Millennium de Stieg Larsson (Los hombres que no amaban las mujeres [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Niels Arden Oplev
entrevista: Søren Stærmose
ficha del filme
]
, La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina [+lee también:
crítica
tráiler
ficha del filme
]
y La reina en el palacio de las corrientes de aire [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
) elevaron la cuota de mercado del cine local al 32,7%. Con 5,7 millones de espectadores, fue el mejor resultado registrado por el SFI desde que comenzase a publicar estadísticas sobre el cine en 1963. Estas tres entregas terminaron el año en el primer, segundo y sexto puesto de la clasificación final de recaudación.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

En 2010 fueron dos las producciones suecas que se colocaron entre las diez más vistas: Easy Money [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, dirigida por Daniel Espinosa basada en la novela de Jens Lapidus, con 600.884 espectadores; y Balls [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, de Josef Fares, con 449.107. Otras cuatro películas se situaron entre la veinte más taquilleras: Simple Simon [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, La reina en el palacio de las corrientes de aire (de nuevo), Behind Blue Skies [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
y House of Angels - Third Time Lucky.

“Incluso sin un éxito masivo como la trilogía Millennium, 2010 ha sido un buen año en cuanto a la cuota de mercado, tanto en los cines como en otros tipos de exhibición. 2010 demostró que el cine sueco es una marca en plena regla, también en el mercado internacional”, ha comentado el director del SFI, Bengt Toll, actualmente en funciones de director ejecutivo.

El número total de espectadores alcanzó los 15,8 millones durante 2010, un 9% menos que el año anterior. El cine estadounidense afianzó su dominio de la taquilla, con una cuota del 64% (frente al 54% de 2009) y ocupó las otras ocho posiciones del Top Ten. La película de ciencia ficción de James Cameron Avatar fue la única película que sobrepasó el millón de espectadores (1.027.977).

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.