email print share on facebook share on twitter share on google+

PELÍCULAS Italia

Che vuoi che sia: la pareja al desnudo en Internet

por 

- En su cuarto largometraje como director, estrenado por Warner en Italia, Edoardo Leo y Anna Foglietta pretenden lograr poder formar una familia mediante el rodaje de un vídeo porno

Che vuoi che sia: la pareja al desnudo en Internet
Edoardo Leo y Anna Foglietta en Che vuoi che sia

Edoardo Leo era uno de los intérpretes que actuó en la comedia Perfetti sconosciuti [+lee también:
crítica
tráiler
ficha del filme
]
, de Paolo Genovese, que recaudó la friolera de 17 millones de euros en taquilla. En ella, una cena entre parejas de amigos se transformaba en un pérfido juego destructor en el que cada uno tenía que poner su teléfono móvil sobre la mesa y aceptar la revelación de mensajes, chats y llamadas. Con Che vuoi che sia [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, que mañana, 9 de noviembre, llega a los cines de la mano de Warner Bros. Pictures, el director y actor ha querido retomar la comunicación digital y las redes sociales que permean nuestras existencias. Protagonizan la cinta, una vez más, una pareja, la compuesta por Claudio y Anna (el propio Edoardo Leo con Anna Foglietta), que vive una situación económica precaria y, para formar una familia, decide rodar un video hard para colgarlo en Internet.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Los llevó a esta situación el azar. Claudio ideó una plataforma web para ayudar a las empresas a localizar a quienes buscaban un empleo. La agencia de cortadores de cabezas a la que se dirige, gestionada por jóvenes nerds despiadados en un rascacielos milanés, le sugiere el crowdfunding para desarrollarla pero quienes pueblan la red no parecen entender ni apreciar su idea. Una noche, borracho y desmoralizado, convencido de que en la red sólo funciona el sexo, Claudio plantea el desafío: alcanzar los 20.000 euros necesarios mediante el rodaje de un vídeo porno con su hermosa esposa.

La que debía ser una provocación se convierte en un fenómeno viral que adquiere proporciones desmesuradas: las ofertas alcanzan la cifra de 200.000 euros, la gente los para por la calle para sacarse selfies, a Claudio le ofrecen dinero por presentarse en discotecas por la noche (quizá es, a la postre, la escena más divertida), los invitan a un programa televisivo donde son humillados por lo chabacano de su indecente diseño… Tal es, a fin de cuentas, el dilema ético, práctico y hasta estético que plantea la comedia escrita junto con Alessandro Aronadio, Marco Bonini y Renato Sannio: ¿es justo vender la intimidad para poder hacer realidad los propios sueños?

Che vuoi che sia afronta con desencanto los actualísimos temas de la compartición de contenidos en Internet, la privacidad, las argollas mediáticas, el exhibicionismo social y, cómo no, la incapacidad de manejar todo esto por parte del individuo común. Cuando los dos jóvenes meten en el asunto a sus respectivos progenitores (Marina Massironi, Massimo Wertmuller, Bebo Storti) y al tío (Rocco Papaleo), casi para obtener la aprobación de la generación precedente, muestran toda su vulnerabilidad. La película, en realidad, lleva a cabo una elección moralista muy precisa, para la que, no por casualidad, se cita Umberto Eco, que ha declarado que las redes sociales dan derecho de palabra a legiones de imbéciles que antes hablaban únicamente en el bar después de tomar un vino, mientras que ahora se les oye al mismo volumen que a un Premio Nobel. Claudio y Anna se parecen tanto a los espectadores de la película que quizá habría sido algo más interesante y valiente entrar en la mente de quien toma semejantes decisiones sin pensar demasiado en sus posibles consecuencias.

(Traducción del italiano)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.