email print share on facebook share on twitter share on google+

BERLÍN 2018 Panorama / Tribeca 2018

Crítica: Lemonade

por 

- BERLÍN 2018: El primer largometraje de Ioana Uricaru explora las dificultades de ser una mujer rumana que busca establecerse en los Estados Unidos

Crítica: Lemonade
Mălina Manovici y Milan Hurduc en Lemonade

Ioana Uricaru, una nueva voz del cine rumano, explora en su primer largometraje, Lemonade [+lee también:
tráiler
entrevista: Ioana Uricaru
ficha del filme
]
, un tema poco familiar para los denominados “Nueva Ola” locales: las dificultades de una inmigrante rumana en los Estados Unidos. Lemonade tuvo su estreno mundial en la sección Panorama del Festival de Berlín y fue producida por el ganador del Palma de Oro, Cristian Mungiu, con su compañía Mobra Films.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

El guion, escrito por Uricaru junto con Tatiana Ionaşcu, sigue a Mara (Mălina Manovici, de Los exámenes [+lee también:
crítica
tráiler
Q&A: Cristian Mungiu
entrevista: Cristian Mungiu
ficha del filme
]
de Mungiu), una madre soltera de 30 años de Rumania que trabaja como enfermera en los Estados Unidos. Mara tiene una visa temporal que ya expiró, pero después de casarse con Daniel (Daylan Scott Smith), uno de sus pacientes estadounidenses, se siente con el derecho de perseguir el famoso sueño americano.

Gracias a una convincente Manovici, Lemonade explora lo dura que resulta la experiencia de dejar un país y tratar de establecerse en una sociedad xenófoba. No pasa mucho tiempo antes de que Mara comience a enfrentarse a situaciones poco agradables, desde micro agresiones hasta violencia directa. Con una mirada compasiva, Uricaru, siendo ella misma una inmigrante rumana en los Estados Unidos, da a entender que este país trata a los inmigrantes como un virus, rápidamente formando una barrera al alrededor del intruso y gritándole: “Somos mejores que tú”, “No mereces estar aquí” o “Eres menos que humano”.

Resulta extremadamente revelador que Daniel sufra de una enfermedad de los riñones, lo que convierte a Mara tanto en su esposa como en su enfermera. Como ser humano, Mara no parece ser su igual, esta necesita sus habilidades de cuidado para poder considerarse digna de ser una esposa. También nos dice que el único tipo de voces que Mara escucha durante los pocos días que cubre el guion son las de los inmigrantes que han luchado para encontrar su lugar en este nuevo país.

Pero Lemonade no solo nos muestra elementos del presente y del futuro de Mara; también nos muestra su pasado. La protagonista huye de un pasado en donde el proveerle una buena vida a su hijo, Dragos (Milan Hurduc), era un sueño imposible. Sus experiencias en los Estados Unidos son comentarios duros sobre la xenofobia de este país que la adoptó, pero también sobre Rumania, un país en donde las cosas están lo suficientemente mal como para obligar a una joven profesional a recurrir a medidas extremas para poder tener una mejor vida.

Una historia que funciona mediante la acumulación (lo que significa que comparte su estructura con otro éxito regional relevante, La lección [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Kristina Grozeva, Petar Va…
entrevista: Margita Gosheva
ficha del filme
]
de Kristina Grozeva y Petar Valchanov), Lemonade explora temas sombríos de los cuales no hablamos normalmente cuando discutimos la idea de vivir en otro país. Hablamos sobre aquellos que sueñan con inmigrar pero que nunca encuentran la fuerza para hacerlo y sobre aquellos que emigraron y tuvieron éxito. Las historias tristes parecen perderse en la frontera entre estos dos territorios, territorios cuya mentalidad es explorada convincentemente en Lemonade.

Lemonade fue producida por Mobra Films (Rumania), Peripheria (Canadá), 42film (Alemania) y Filmgate Films (Suecia). Las ventas internacionales de la película son responsabilidad de Pluto Film y será estrenada en Rumanía este otoño.

(Traducción del inglés por Javier Campos)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.