email print share on facebook share on twitter share on google+

CANNES 2018 Competición

Crítica: Cold War

por 

- CANNES 2018: Pawel Pawlikowski retoma los elementos que le valieron un Oscar con Ida para montar otro fantástico relato y agenciarse unas cuantas papeletas en la carrera por la Palma de Oro

Crítica: Cold War
Joanna Kulig en Cold War

Pawel Pawlikowski regresa con Cold War [+lee también:
tráiler
Q&A: Pawel Pawlikowski
ficha del filme
]
, un cuento fantástico y lleno de música en blanco y negro cuyos personajes habitan el mundo de secretos que fue la vida al otro lado del telón de acero. Y la cinta resultante, encantadora, se coloca como una de las claras pretendientes en la carrera por la Palma de Oro del presente festival de cine de Cannes. El corazón de la película es la historia de amor entre un director de teatro musical llamado Wiktor (Tomasz Kot) y la joven hermana Zula (Joanna Kulig), de quien se enamora desde el mismo instante en que la conoce en una audición para un proyecto de música folclórica polaca, el Mazowsze Folk Ensemble, nacido con el propósito de levantar la moral de la nación después de la Segunda Guerra Mundial. Las primeras escenas de la obra presentan paisajes nevados y fríos en los que la música se antoja un mecanismo de supervivencia para los polacos, aún convalecientes del trauma bajo los nazis. Aunque los alemanes ya no están, permanece el clima invernal.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)Digital Production Challenge - DPC II 1 Internal

Wiktor es un soltero refinado de la clase alta, mientras que Zula es una mujer trabajadora de la que se rumorea que ha matado a su propio padre. La acción transcurre a lo largo de quince años, durante los que vemos cómo la pareja rompe y luego se reúne esporádicamente. Pawlikowski opta por contar su historia por episodios, concentrándose en los momentos en que se ven las caras, repartidos entre Polonia, Alemania, Yugoslavia y Francia, y confía en que el público sea lo suficientemente listo como para conectar los puntos por su cuenta. La narración, eficaz e inteligente, agrupa así su impacto emocional. Se dan pistas sobre lo que les ocurre a los amantes y el tipo de personas en que se han convertido se deduce de la increíble música que suena. Cuando la tropa pasa a ser copropiedad del gobierno comunista, una cuña separa a Wiktor y Zula: Zula es la más fuerte de los dos, es una superviviente, lo que significa que puede jugar al juego mucho mejor que Wiktor, que se exilia. El destino está contra ellos.

Como en La insoportable levedad del ser, de Milan Kundera, esta historia de amor no es más que el primer plano de una historia mucho más grande, sobre cómo las fuerzas de la sociedad pueden ejercer un control sobre nuestras vidas. Se trata, pues, de una película romántica con un poderoso mensaje político que aún hoy resuena. La historia está inspirada en la vida de los padres del director, a quienes está dedicado el film y que también dan nombre a los personajes. El clásico tropo romántico de la pareja destinada a amarse pero impedida por las circunstancias funciona: una pareja que bien podría salir directamente de una película de Bergman. Con la labor fotográfica de Lukasz Żal (nominado al Oscar por su trabajo en el debut de Pawlikowsky, Ida [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Pawel Pawlikowski
entrevista: Pawel Pawlikowski
ficha del filme
]
), ese aspecto tan propio de la Academia y las escenas de amour en París, la última mitad de la cinta recuerda a la vista y a las sensaciones de la Nouvelle Vague. Cold War contiene más energía y libertad que Ida, que es de corte más clásico. Esto puede verse en los movimientos de cámara, si bien a veces uno tiene la impresión de que la cinta deambula tanto como sus personajes. Agata Kulesza, Jeanne Balibar y Cédric Kahn están excelentes como secundarios en esta coproducción entre Polonia, Gran Bretaña y Francia a cargo de Opus Film, mk2 Films, Apocalypso Pictures y ARTE France Cinéma, en asociación con Protagonist Pictures.

La película también recibió financiación del Polish Film Institute, el CNC, Film4 y el British Film Institute. Gestionan sus ventas internacionales Protagonist Pictures y mk2 Films.

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.