email print share on facebook share on twitter share on google+

CANNES 2018 Competición

Crítica: The Wild Pear Tree

por 

- CANNES 2018: El intento de Nuri Bilge Ceylan de repetir como ganador de la Palma de Oro es un film episódico sobre las fatigas de un joven para que le publiquen su libro

Crítica: The Wild Pear Tree

Nuri Bilge Ceylan ganó la Palma de Oro en 2014 con Sueño de invierno [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Nuri Bilge Ceylan
ficha del filme
]
. Este año, como ya ocurrió hace cuatro años, el director turco cuenta con la película más larga de la competición oficial del Festival de CannesThe Wild Pear Tree dura 188 minutos long pero Ceylan aligera ese número con otro drama envolvente que es como ver una novela fílmica escrita con el estilo de los rusos Fiódor Dostoievski o Anton Chéjov. Ceylan es un maestro del drama familiar moral y, si anteriormente era el vínculo entre el hombre y su mujer lo que más lo fascinaba, esta vez es la relación de parentesco, concretamente desde la perspectiva de un hijo que tiene más en común con su progenitor de lo que le gustaría creer.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Sinan (Aydin Doğu Demirkol) es un estudiante que se esfuerza en que le publiquen su primera novela. Le frustra vivir en casa con su anciano padre (Murat Cemcir), su madre y su hermana. Un traficante de oro está convencido de que prestó a su padre oro y de que éste no quiere devolvérselo. The Wild Pear Tree tiene una estructura episódica: vemos a Sinan mantener varios encuentros a lo largo de varios meses (con su profesor de universidad, con la persona que le gusta, con un vendedor de libros, con un autor…) y lo vemos visitar un lugar donde se encuentra el peral salvaje de que escribe y que da título al film. Sinan busca consejo pero gracias a la confianza de la juventud también siente que conoce las respuestas a sus preguntas. Lleva tiempo ahorrando dinero para publicar su manuscrito. Un día, sin embargo, lo pierde del bolsillo de su abrigo y culpa a los obreros que trabajan en su casa y luego a cualquiera de su entorno: uno de tantos desencuentros dolorosos para Sinan, quien empieza a replantearse su moralidad y su conciencia.

Ceylan se deleita preparando situaciones en las que los personajes pueden hacer comentarios que pueden interpretarse como referidos a la sociedad contemporánea. Está el hombre que ha quitado la puerta de su despacho para permitir que sus trabajadores sientan que pueden entrar y verlo cuando quieran, que nada tiene que esconder, criticando así quienes compartimentan la sociedad. En otra escena, Ceylan juega con humor con el tiempo y el espacio en un puente; allí, un artista famoso defiende su decisión de no firmar una carta de protesta respaldada por colegas de profesión. Sinan debe aprender también a afrontar la posibilidad de que, cuando publique su libro, nadie lo compre. Tiene que enfrentarse a la posibilidad de no ser nunca un autor publicado. Su insularidad repercute asimismo en su facultad para mantener relaciones con mujeres; a medida que la película avanza, se aclara que el abismo que parecía existir entre su forma de vida y la de su padre quizá es menos de lo que parecía. La película contempla la existencia y aquello que nos ha convertido en quienes somos hoy: ¿es la familia, son las circunstancias, es el talento, es la sociedad…?

The Wild Pear Tree es una producción de la turca Zeyno Film, la francesa Memento Films Productions, la alemana Detailfilm, la búlgara RFF International, la macedonia Sisters and Brother Mitevski, la bosnia 2006 Produkcija Sarajevo y las suecas Film i Vast y Chimney Pot, en coproducción con ARTE France Cinéma, Imaj, Türkiye Radyo Televizyon Kurumu (TRT), el Doha Film Institute, Nu-Look Yapım y Kale Grubu. Su agente de ventas internacionales es Memento Films International.

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.