email print share on facebook share on twitter share on google+

FILMES Estonia / Irlanda / Bélgica / Reino Unido

Crítica: Captain Morten and the Spider Queen

por 

- Dos directores estonios y uno irlandés hacen equipo en esta película de animación en stop-motion que tuvo su estreno mundial en el Animafest Zagreb

Crítica: Captain Morten and the Spider Queen

Tras tres años de producción, Captain Morten and the Spider Queen [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
del director estoniano Kaspar Jancis y de los codirectores Riho Unt (también estoniano) y el irlandés Henry Nicholson, tuvo su estreno mundial en la competición principal de largometrajes del Animafest Zagreb. Esta película con muñecos fue desarrollada en Nukufilm, el estudio de animación en stop-motion más antiguo del mundo, localizado en Tallin. El filme hace alarde de una animación impresionantemente fluida y de un reparto de actores de voz que incluye a Ciaran Hinds, Brendan Gleeson y Michael McElhatton.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Morten tiene 10 años y es el hijo del capitán de un barco que navega constantemente por los “Mares del sur”, por esta razón al niño lo cuidan Annabelle y Felix, quienes son dueños de una cafetería y tienen una hija llamada Eliza. Annabelle, ex bailarina, resulta una matriarca estricta y controladora que manda en su hogar con un puño de hierro (literalmente ya que tiene una mano mecánica).

Morten pasa sus días esperando a que su padre regrese y soñando con convertirse en un marinero. Improvisa un barco de juguete utilizando un zapato viejo y emplea a una tripulación de insectos a quienes intenta enseñar a navegar dentro del acuario de la cafetería. Su padre llega solo para marcharse casi inmediatamente, todavía debiéndole dinero a Annabelle.

En este pequeño pueblo irlandés conocemos a otros coloridos personajes, incluyendo a dos marineros idénticos quienes parecen siempre estar ebrios (de limonada), y al sinuoso coleccionista de mariposas, Stinger, quien se alía con Annabelle en la búsqueda de un tesoro pirata.

Cuando una cucaracha italiana con un arma mágica de neblina visita el pueblo, este aparato causa un accidente que encoje a Morten hasta el tamaño de un insecto, y este descubre que se encuentra en su zapato-navío, navegando por la cafetería que ahora está sumergida. Pero ahora su tripulación de insectos es perturbadoramente parecida a sus compañeros de la vida real; a estos los encabeza Annabelle, quien se convierte en la Reina Araña.

Si bien los muñecos y la animación en stop-motion no son nada menos que espectaculares, y el diseño en general es atractivo y está bien ejecutado (todos los escenarios fueron hechos a mano como los muñecos), el abrumador número de personajes y algunas inconsistencias en sus motivaciones (con respecto a la búsqueda del tesoro que algunas veces es el foco de la trama y otras veces no) evitan que el espectador se apegue apropiadamente a Morten, el héroe.

Por otro lado, el guion de Jancis incluye algunas conexiones muy astutas que le dan algo de sentido a los confusos intervalos entre la realidad y la imaginación que existen en la película, como por ejemplo la válvula que Morten roba de un tubo de agua y que luego utiliza como timón de su zapato-navío, lo cual causa que la cafetería se inunde y le permite navegar siendo diminuto.

Finalmente, la calidad de la animación y el reparto de voz hacen que Captain Morten and the Spider Queen sea una colaboración europea única en su tipo. Y aunque este filme hará que las audiencias más jóvenes tengan muchas preguntas complicadas para sus padres con respecto a la lógica del filme, los distribuidores deberían acoger las perspectivas comerciales que este ofrece. Quizás los jóvenes no se harán tantas preguntas y aceptarán este mundo tal y como es. En ese caso, es seguro decir que Jancis habrá triunfado.

Captain Morten and the Spider Queen es una coproducción de Nukufilm de Estonia, Telegael de Irlanda, Grid VFX de Bélgica y Calon del Reino Unido. Sola Media de Alemania tiene los derechos internacionales.

(Traducción del inglés por Javier Campos)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.