Elija su idioma en | es | fr | it

Crítica: Avé

email print share on facebook share on twitter share on google+

La juventud errante

por 

- Película ambientada en una sombría Bulgaria, a caballo entre el flechazo fortuito y la road movie, descubierta en Cannes y ganadora del premio Cineuropa en Sarajevo.

Crítica: Avé

El primer largometraje de Konstantin Bojanov, Avé [+lee también:
tráiler
film focus
entrevista: Konstantin Bojanov
ficha del filme
]
, presentado en competición en la Semana Internacional de la Crítica del festival de Cannes 2011, es una mezcla de atracción por el azar, encanto de una road movie y retrato bastante sombrío de la Bulgaria contemporánea y de una juventud desorientada.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

"¿Crees todo lo que te dicen?" Esta pregunta define perfectamente la personalidad de Avé (Anjela Nedyalkova), una hermosa joven de 17 años, mitómana por vicio o por necesidad, que encuentra en el arcén de una carretera a Kamen (Ovanes Torosyan), un estudiante taciturno que intenta ir en autostop de Sofía a Ruse. Incrustándose a su lado en el primer coche que los embarca, Avé finge ser la hermana de Kamen, afirmando que van a ver a su abuela que sufre de un cáncer. Ella parece querer divertirse mientras que él, a pesar de su asombro, no dice nada, excepto que tiene prisa.

En el siguiente trayecto, Avé se hace pasar por su novia y provoca (en inglés, una lengua que Kamen no comprende) a un chófer de carretera, estafándole y huyendo después de haberle pedido 50 euros a cambio de mirarlos hacer el amor. La joven, arrastrando a Kamen en su huida, le cuenta que ha crecido en la India.

Al día siguiente, después de viajar en una camioneta conducida por un fan de la música reggae, tiene lugar la enésima invención de Avé ("le conté que tu hermano murió en Iraq"). Entonces Kamen estalla ("no quiero ser cómplice de tus mentiras") en un coche donde viajan un padre y su hijo. Una muy mala idea, porque el chófer los golpea y los expulsa del coche. Aturdido, Kamen revela que va al entierro de su mejor amigo, muerto por suicidio, y su camino se separa por completo del de Avé. Sin embargo, la joven volverá a encontrarlo un poco más lejos, siguiendo su juego con un equilibrio inverosímil (se hace pasar, en medio de una familia en luto, por la ex novia del suicida), dejando al descubierto su fragilidad y sus verdaderos puntos débiles (un hermano drogadicto, problemas de comunicación con su familia…), y comienza un idilio con un Kamen en plena duda existencialista.

Al mezclar historia de amor y drama social de una juventud en pleno desasosiego, divertida ligereza de las relaciones entre los dos principales personajes y ambiente desesperado (fealdad del entorno, carga de las problemas familiares, bajeza o tristeza de los encuentros), Avé desarrolla la soledad subyacente y la desorganización de los lazos sociales. Filmada en tonalidades tenues y llevada por el ritmo y el misterio de un excelente comienzo, este primer largometraje (no exento de algunas torpezas) apuesta razonablemente por el encanto de sus dos protagonistas y esboza un retrato inquietante de la visión del futuro de los jóvenes búlgaros: jóvenes errantes que sueñan con el exilio.

Avé es una producción de Bulgaria y Francia a través de Elements Ltd, Camera Ltd y KB Films, con el apoyo del Bulgarian National Film Center y en coproducción con la Bulgarian National Television. Le Pacte se ocupa de las ventas internacionales.

(Traducción del francés)

galería de fotos

título internacional: Ave
título original: Avé
país: Bulgaria, Francia
ventas en el extranjero: Le Pacte
año: 2011
dirección: Konstantin Bojanov
guión: Konstantin Bojanov, Arnold Barkus
reparto: Angela Nedialkova, Ovanes Torosian, Martin Brambach, Svetla Yancheva, Bruno S.

premios/selecciones principales

Cannes 2011 Semaine de la Critique
cinando

Follow us on

facebook twitter rss

ArteKino

Boletín

Unwanted_Square_Cineuropa_01