Elija su idioma en | es | fr | it

Entrevista: Mia Hansen-Löve • Director

email print share on facebook share on twitter share on google+

"La vulnerabilidad de la vida humana"

por 

- De "Les Cahiers du Cinéma" a un primer largometraje muy destacado en el Festival de Cannes: la rápida trayectoria de una cineasta franco-danesa de 27 años que explora las zonas sombrías del ser humano

Entrevista: Mia Hansen-Löve • Director

Cineuropa: ¿Cuál fue el punto de partida del guión en tres partes de Tout est pardonné [+lee también:
crítica
tráiler
film focus
entrevista: David Thion
entrevista: Mia Hansen-Löve
ficha del filme
]
y de este relato que recorre una docena de años?

Mia Hansen-Löve: La historia original era la del feliz reencuentro de un padre y su hija en el Jardín Botánico de París. Escribí el guión muy rápido con la idea de volver hacia atrás, de comprender y de contar la historia que conduce a este reencuentro con partes muy bien diferenciadas y grandes elipsis. Lo que me llama la atención como espectadora es que una película no lo analiza todo, sino solamente ciertos momentos de la vida. Retratar más de 10 años en hora y media es ilusorio, pero ello también expresa la vulnerabilidad del destino, de la vida humana. Yo no quería contar las cosas de manera fluida, progresiva, sino a través de bloques sin nada en medio, restituir el misterio que rodea a ciertos momentos que se dejan en la oscuridad y que, en mi opinión, forman parte de la crueldad de la vida.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

La droga juega un papel esencial en el deterioro de la pareja.
No era mi intención realizar una película sobre este tema, pero era imposible tratar al personaje que tenía en miente sin hablar de la droga. Intenté, pues, abordar el asunto de la manera más frontal posible. El personaje de Victor sufre un malestar enorme y la droga es la expresión de este malestar. Es su comportamiento destructor el que hace que la película avance. Hay muchas cosas que no se dicen, en particular en las dos primeras partes, como he observado en las parejas que me rodean donde uno de los dos se droga. Hay una gran capacidad de inhibición en todo ello. Annette está cada vez más despierta; desde el principio sabe que Victor se droga, pero siempre merodea por ahí la idea de lo provisional, de que no es un verdadero toxicómano. En el fondo, Victor busca, aunque sin éxito, la gracia. Vive atormentado por el deseo de escribir, sufre verdadera fobia a la vida material, vive en la nostalgia de la infancia y huye de la vida adulta. Comenzar la historia en Viena, en un país que no es el suyo, era una manera de afirmar de golpe su dificultad de estar en el mundo.

¿Cómo se decantó por los dos protagonistas, el francés Paul Blain y la austriaca Marie-Christine Friedrich ?
Conocí a Paul en una retrospectiva consagrada a las películas de su padre (Gérard Blain). Me sentí cautivada por la presencia y el sentimiento de verdad que desprendía y le propuse el papel enseguida. A Marie-Christine me la presentó la directora de fotografía Carolina Champetier. La encontré muy carismática, seductora, de gran madurez. Su experiencia, sobre todo en teatro, creaba un equilibrio con Paul, que es un actor instintivo, y con el conjunto de un reparto que contaba con numerosos debutantes, niños y no profesionales.

¿Cómo decide rodarla?
Quería evitar las reglas fijadas de la puesta en escena, el defecto de muchas óperas primas, que buscan crear una falsa radicalidad. Opté por la concisión, la simplicidad, por una primera y tercera partes muy luminosas, mientras que la segunda sería mucho más oscura. Di privilegio a una imagen dulce y cálida a través del vestuario, el decorado, la utilización del espacio.

¿Cuáles son sus principales influencias cinematográficas ?
La lista es larga, pero son los directores franceses los que más admiro: Rohmer, Truffaut, Doillon, Garrel, Desplechin... aunque me encanta también Nanni Moretti, Cronenberg, Michael Mann, Tarantino, Scorsese, Larry Clark... Lo que me gusta en el cine es lo humano.

¿Está preparando ya un nuevo proyecto ?
He finalizado un guión titulado Le père de mes enfants y espero rodar el verano que viene.

galería de fotos

título internacional: All Is Forgiven
título original: Tout est pardonné
país: Francia
ventas en el extranjero: Pyramide International
año: 2007
dirección: Mia Hansen-Løve
guión: Mia Hansen-Løve
reparto: Marie-Christine Friedrich, Paul Blain, Olivia Ross, Victoire Rousseau, Constance Rousseau

premios/selecciones principales

Cannes 2007 Quincena de los Realizadores (selección)
cinando

Follow us on

facebook twitter rss

ArteKino

Boletín

Les Arcs call
Unwanted_Square_Cineuropa_01