Elija su idioma en | es | fr | it

Entrevista: Ursula Meier • Directora

email print share on facebook share on twitter share on google+

Una película al revés

por 

- Encuentro con una realizadora que aprecia la mezcla de géneros y descifra los mecanismos de su fábula contemporánea sobre la familia

Entrevista: Ursula  Meier • Directora

Autora de varios documentales y de un telefilme emitido por el canal Arte (Des épaules solides), la cineasta franco-suiza Ursula Meier firma con Home [+lee también:
crítica
tráiler
film focus
entrevista: Thierry Spicher
entrevista: Ursula Meier
ficha del filme
]
su primer largometraje de ficción para la gran pantalla. Isabelle Huppert y Olivier Gourmet interpretan esta película ambientada al borde de una autopista y coproducida por Suiza, Francia y Bélgica.

Cineuropa:¿Cómo logra una realizadora joven como usted montar un primer largometraje tan ambicioso para los estándares suizos?
Ursula Meier: No soporto repetir e interpreto cada película como un riesgo total. Me gusta ir hacia lo que no conozco. Pero mí, el telefilme que rodé para Arte, con poco tiempo, en vídeo y un pequeño equipo, fue tan ambicioso como la producción de Home. La ambición está en los objetivos artísticos, cualesquiera que sean los medios con los que se cuente; en el deseo de intentar cosas diferentes, de plantear preguntas al lenguaje cinematográfico. Pero también es cierto que experimenté todo lo que se desaconseja para un primer largometraje: ¡actores conocidos, construcción de decorados, coches, niños, animales! …

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

¿Cómo eligieron a los actores?
Al escribir la historia pensé en Isabelle Huppert. A ella le gustó mucho el guión y aceptó rápidamente. Olivier Gourmet fue el siguiente. Pensé que dirigir a dos actores tan diferentes - y talentosos - daría una mezcla asombrosa. Para los papeles de los niños, me había gustado mucho Adelaida Leroux en Flandes [+lee también:
crítica
tráiler
ficha del filme
]
.

Usted ha reconocido que se obsesiona con los personajes, ¿es una cualidad o un defecto necesario para hacer cine?
¡Es necesario aferrarse! Reflexionando, me doy cuenta que siempre vuelvo a este tema. Hay una frase del cineasta taiwanés Tsai Ming-liang que resume mi manera de pensar: “Cuando nos encontramos en una situación extremadamente trágica, donde no hay ninguna escapatoria, en la que nos sentimos acorralados, es cuando nos podemos liberar de todo. Es cuando encontramos la fuerza para salir adelante”.

Home es a la vez un filme muy “cinematográfico” y muy teatral: el ruido de los coches bastaría para representar la autopista…
Un escenógrafo de teatro me dijo que le gustaría mucho adaptar mi guión. Seguramente, debido a que la acción tiene lugar en un espacio cerrado. Pero es una película enérgicamente cinematográfica, donde el sonido es tan importante como la imagen. ¡Lo sé, es bastante fuerte, el espectador casi puede sentir que vive físicamente al borde de una autopista!

Por su tema metafórico y los vivos colores, Home evoca al cine de los años setenta, especialmente Week-end, de Godard., ¿fue una referencia para usted?
Muy inconscientemente. No es una película de referencia pero resume todo lo que me estimuló para hacer cine. Con Agnès Godard trabajé a partir de fotografías; en particular, Insomnia, de Jeff Wall, donde se ve a un tipo dormido bajo una mesa de cocina.

¿Cómo definirías el género de la película?
Creo que es una película bastante singular. Quería mezclar los tonos y los géneros, pasar de una escena dramática a otra más burlesca. En la manera de rodar también se aprecia la mezcla de cámara al hombro del principio con los planos fijos del final. El último plano regresa al movimiento, desde el punto de vista de la carretera. Es una manera de regresar al origen de Home. Quería invertir la mirada. En realidad, es una película al revés.

¿Y su moral?
Es una fábula contemporánea sobre la familia, sobre el aislamiento que se transforma en locura. Hay una intimidad extrema entre los personajes, una fusión que la autopista va a cortar de raíz. Se convierte en una pantalla sobre la cual cada uno proyecta sus neurosis. Representa también al mundo - violento, agresivo, contaminado- que llega a la gente que pensaba que podía vivir sola, al margen. En eso, es una película que habla de Suiza.

¿Cuáles son sus próximos proyectos?
Todavía no lo tengo claro, pero sé que tengo ganas de volver a rodar rápidamente, en Suiza y ¡en invierno!.

galería de fotos

cinando

Follow us on

facebook twitter rss

ArteKino

Boletín

Unwanted_Square_Cineuropa_01