Rester vertical (2016)
6.9 on the Richter Scale (2016)
Callback (2016)
Sámi Blood (2016)
Crudo (2016)
Belle dormant (2016)
Lady Macbeth (2016)
anterior
siguiente
Elija su idioma en | es | fr | it

“Quería hacer una película divertida con un ambiente sueco”

email print share on facebook share on twitter share on google+

Duccio Chiarini • Director

por 

- El joven realizador florentino Duccio Chiarini nos ha detallado el recorrido de Short Skin y no evitado preguntas sobre esta historia de formación protagonizada por un inseguro adolescente que sufre un problema físico.

Duccio Chiarini  • Director

El debut en el largometraje de ficción del realizador italiano Duccio Chiarini, titulado Short Skin [+lee también:
crítica
tráiler
film focus
entrevista: Duccio Chiarini
ficha del filme
]
, ha sido realizado como parte del proyecto Biennale College – Cinema di Venezia con tan sólo 150.000 dólares, cuatro semanas de rodaje y un reparto de rostros jóvenes, entre ellos el del rapero Matteo Creatini en el papel protagonista. Fue proyectada por primera vez en la edición 2014 del Festival de Venecia, desde donde desembarcó en la sección Generation de la Berlinale. El próximo 23 de abril llegará a la cartelera italiana de la mano de Good Films, como paso previo para un recorrido internacional que la llevará a Francia, Reino Unido, Noruega, Australia y Hong Kong (su agente de ventas es la alemana Films Boutique). El joven realizador florentino, que cuenta con muchos cortos y documentales en su haber, nos ha detallado el recorrido de la producción y no evitado preguntas sobre esta historia de formación protagonizada por un inseguro adolescente que sufre un problema físico.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: ¿Puedes hablarnos sobre el nacimiento de esta película?
Duccio Chiarini: La idea nace por casualidad: estaba haciendo otra película, pero tenía algunos problemas, así que mientras tanto estaba buscando una historia que pudiese narrar con pocos medios, pero muchos sentimientos. Había leído un cómic de Gipi titulado 'Mi vida mal dibujada', donde se narraba una visita a un andrólogo que me recordó a una experiencia personal parecida. He escrito el tratamiento rápidamente, se lo he mostrado a la coguionista Ottavia Maddeddu, a la que le encantó, y desde ahí empezamos a trabajar juntos. Mandé una solicitud de participación al Biennale College, que me ha aceptado. Todo ha ido extrañamente rápido: desde el primer borrador hasta la proyección del DCP en Venecia ha pasado poco más de un año.

Al final de la película se lee que está dedicada a su familia. ¿En qué medida es importante la familia en una historia cuyo único protagonista parece ser Matteo?
La idea era describir el universo de un adolescente que estaba rodeado. En mi vida siempre ha estado mi familia, quizás demasiada. A veces parecemos casi un kibbutz, hacemos todo juntos. En la película hay un enfrentamiento constante entre el joven y el ambiente que le rodea, sus inseguridades y certidumbres externas. Le hacen sentirse presionado, es un mundo adulto que tiene una apariencia muy sólida.

Desde el punto de vista visual, tu película es muy fuerte, los encuadres están muy cuidados. ¿Por qué ha entrado en el proyecto el director de fotografía turco Baris Ozbicer?
No nos conocíamos, pero nos hemos hecho amigos. Me encantó una película suya, Bal [+lee también:
crítica
tráiler
film focus
entrevista: Semih Kaplanoglu
ficha del filme
]
(Honey)
, que ganó el Oso de Oro en Berlín, y me gustó su siguiente obra, Majority. Siempre he trabajado con directores de fotografía extranjeros. Al no entender los diálogos, dan una importancia mayor a la realidad. Aquí queríamos que se tuviese la idea de que se puede hacer una película divertida pero con amargura y el ambiente enrarecido de algunas películas suecas.

¿Cómo has elegido la banda sonora?
Al principio, la historia estaba ambientada en los años 90 y precisamente por esto quería que la música fuese de un grupo de aquella época que me gustaba mucho: Grant Lee Buffalo. Luego hemos decidido ampliarnos a lo actual, aunque haya permanecido ese deseo de sonidos determinados, de esos ambientes que me recuerdan mi adolescencia. Posteriormente me mostraron la música de Mark Andrew Hamilton y su grupo Woodpigeon. Empezó a mandarme canciones que nos proporcionaban algo más, ampliaban las sensaciones de la película.

¿Cuál será tu próximo proyecto?
Es la película que quería hacer antes de ésta, volveré a trabajar en ella. Empecé a escribir el guión con Roan Johnson, Davide Lantieri y Marco Pettenello y ahora lo estoy escribiendo yo. Será una historia de amor que describirá la confusión y el desconcierto de dos treintañeros que rompen, desde el punto de vista de él.

Lee también

Boletín

courgette oscar shortlist

Follow us on

facebook twitter rss

suspi_2016_web300x250