A Ciambra (2017)
Happy End (2017)
The Killing of a Sacred Deer (2017)
120 battements par minute (2017)
The Square (2017)
Le Redoutable (2017)
Jupiter's Moon (2017)
anterior
siguiente
Elija su idioma en | es | fr | it

"La industria audiovisual es un ecosistema muy frágil"

email print share on facebook share on twitter share on google+

Christine Eloy • Directora ejecutiva de Europa Distribution

por 

- Hemos entrevistado a Christine Eloy para hablar sobre el impacto del Brexit y del Mercado Único Digital en los distribuidores

Christine Eloy  • Directora ejecutiva de Europa Distribution

Cineuropa ha tenido la suerte de entrevistar a Christine Eloy, la directora ejecutiva de Europa Distribution, en el reciente Festival de Karlovy Vary para tratar el impacto que la salida de Reino Unido de la UE tendrá en su puesto en el programa de Europa Creativa, así como el del Mercado Único Digital propuesto por la Comisión Europea sobre la industria audiovisual.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: ¿Qué impacto tendrá el Brexit en la distribución cinematográfica?
Christine Eloy:
Es muy importante que el Reino Unido pacte con la Comisión Europea para permanecer en Europa Creativa, al igual que Noruega. Incluso si no eres miembro de la UE, puedes negociar un acuerdo para ciertos programas. Tenemos dos planes importantes para la circulación de películas europeas: los selectivos y los automáticos. Estos planes respaldan a películas no nacionales, por lo que la distribución de películas británicas está respaldada en Europa, y las películas europeas se respaldan cuando se estrenan en el Reino Unido. Si este dejara de formar parte del programa, las películas británicas perderían el apoyo al ser difundidas por un distribuidor europeo, lo que generará un impacto en la producción de estas películas. Naturalmente, algunas cintas no se verán afectadas, pero las más pequeñas y frágiles lo harán, porque estrenarlas será muy arriesgado.

¿Cómo le afectará a los distribuidores británicos?
Muchos de nuestros miembros estrenan películas europeas. Si no se apoya el estreno de estas películas en Reino Unido, también será muy difícil para ellas. Esto va más allá de la distribución porque Europa Creativa sufraga muchas iniciativas, como festivales, mercados y organizaciones. Como asociación que somos, Europa Creativa también nos ayuda. La industria audiovisual es un ecosistema muy frágil, y el apoyo económico es esencial. Si el Brexit ocurriera, negociar para continuar en Europa Creativa es vital, porque esto tendrá un gran impacto en la circulación de películas en general. Si distribuyes una película de habla inglesa que genera grandes ingresos en taquilla, reduce el riesgo de tener una película pequeña. Se necesitan grandes películas para vender las más pequeñas. Si careces de esta habilidad, repercutirá en otras películas.

¿Existe la posibilidad de un acuerdo para que Reino Unido permanezca en Europa Creativa?
Sin lugar a dudas. Ya se han firmado acuerdos con Noruega, Islandia y otros países más pequeños, así como con Suiza. Es muy importante que el Reino Unido pacte algo como lo que Noruega ha hecho. En estos momentos la industria británica está muy activa. Europa Creativa no solo se limita a la industria audiovisual sino que también abarca la educación a través de la cultura. Esto significa que los británicos ya no podrán participar en el programa Erasmus.

¿Qué esperas de la propuesta de la Comisión Europea de un Mercado Único Digital que presentará en septiembre?
No conocemos los planes específicos, pero además de la directiva sobre derechos de autor, existen otras directivas que podrían tener repercusiones. Las directivas sobre satélite y cable regulan la transmisión por satélite y por cable. Uno de los principios sobre esa directiva es que, cuando tienes un transmisión por satélite, solo tienes que pagar por los derechos en el país desde el que se emite la señal. La suma que pagas se supone que ya incluye el público al que se dirige, incluso en otros territorios. Lo llaman el “principio del país de origen”, y ahora quieren ampliar esta directiva a la retransmisión en línea. Esto significaría que solo hay que pagar los derechos en el país en el que se origina la señal. Si tienes una plataforma de vídeo bajo demanda con sede en Luxemburgo que en realidad cubre a todo el continente, solo tienes que pagar por los derechos de un país. En la práctica se trata de licencias paneuropeas, porque si eres un distribuidor en otro país, te verás afectado. Sin lugar a dudas habrá países que atraviesen menos, pero entre los idiomas principales, como el inglés o el francés, habrá una competición por ser el primero en presentar una película pues tendrás a toda Europa en la misma página.

¿Se reduce en realidad a licencias paneuropeas?
Es otro modo del que podría funcionar. La Comisión Europea no quiere solamente una territorialidad exclusiva, sino también un mercado único común a través de los derechos de autor y de esta directiva. La industria es muy activa y ha presentado el estudio Oxera en Cannes, que prueba que los espectadores perderán el acceso a contenido y eso impactará negativamente en toda la industria. En Europa Distribution estamos en contacto con 140 empresas de todo el mundo y podemos imaginarnos cuáles serían las consecuencias.

¿Cuáles podrían ser las consecuencias?
Si cuatro meses más tarde se puede acceder a una película que ha sido presentada en Cannes, no habrá muchos exhibidores dispuestos a proyectar en sus cines películas que legalmente ya están disponibles en plataformas en línea por toda Europa. No hablamos solo de internet, también repercute en el mundo cinematográfico debido a los medios de difusión. Perdemos la exclusividad y la habilidad para negociar y vender los derechos. Si no podemos hacer esto, no podemos estrenar la película como distribuidor nunca más. Los distribuidores independientes necesitan apoyo para lanzar las películas más difíciles, ya que puede ser muy arriesgado y complicado. Ya no utilizamos deuvedés y la televisión hace mucho tiempo que no adquiere películas independientes. Si no tenemos la posibilidad de explotar nuestros derechos en vídeo bajo demanda y perdemos las salas de cine por los medios de difusión, no podremos estrenar más películas.

(Traducción del inglés)

Boletín

Producers on the Move

Follow us on

facebook twitter rss

Italian Pavilion Cannes