Jupiter's Moon (2017)
In the Fade (2017)
Jeune femme (2017)
Makala (2017)
A Ciambra (2017)
120 battements par minute (2017)
Happy End (2017)
anterior
siguiente
Elija su idioma en | es | fr | it

VENECIA 2014 Competición

email print share on facebook share on twitter share on google+

3 corazones: tres corazones se incendian, un corazón se extingue

por 

- VENECIA 2014: Benoît Jacquot presenta en competición en la Mostra un triángulo amoroso con reminiscencias de tragedia griega con Benoît Poelvoorde, Chiara Mastroianni y Charlotte Gainsbourg

3 corazones: tres corazones se incendian, un corazón se extingue

Hay que creer en el azar. Primero, en el azar de la programación: el actor belga Benoît Poelvoorde, más habituado a las comedias, está presente en dos dramas de la competición veneciana, y tanto en The Price of Fame [+lee también:
crítica
tráiler
film focus
entrevista: Xavier Beauvois
ficha del filme
]
como en 3 corazones [+lee también:
tráiler
film focus
entrevista: Benoît Jacquot
ficha del filme
]
, se enamora “en serio” de Chiara Mastroianni. La aventura es sin embargo más seria en la película de Benoît Jacquot ya que ella llena el corazón frágil de su personaje, Marc, un controlador fiscal, de una carga emocional complicado de gestionar: después de una cita perdida con Sylvie (Charlotte Gainsbourg), su flechazo de una tarde, Marc encuentra y se empieza a encariñar con su hermana Sophie (Mastroianni) sin conocer el enlace de parentesco entre las dos mujeres. Marc se mude a la Francia rural y empieza su vida con Sophie mientras que Sylvie, ignorando totalmente la identidad de su cuñado, se va a vivir a Estados Unidos con un hombre al que no quiere. De vuelta para la boda de su hermana, la locura pasional llama a la puerta de nuevo...

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Después, es turno del azar del guion. ¿Y por qué no una historia como esta? Después de todo, el destino juega habitualmente malas pasadas más crueles que estos dos reencuentros fortuitos, tan íntimamente ligados. “El corazón tiene sus razones que la razón no conoce”, escribía el filósof Pascal, y esta es definitivamente la máxima que hace falta hacer nuestra para dejarse llevar por la voluntad de las motivaciones de los personajes y abrazar la dimensión trágica de la película reforzada por un apropiado acompañamiento musical. Benoît Jacquot no pide demasiado a sus actores, que dejan entrever, en la discreción de su juego, su conflicto interior. Incluso el personaje de la madre, interpretado por Catherine Deneuve, podría parecer una figurante más si en sus preguntas y silenciosas observaciones no hubiese una profunda reflexión sobre el reverso del decorado. Alrededor de una elipsis, el espectador no tiene dificultades para entender cómo está al corriente de lo que se trama, sin la ayuda inútil de confesiones lacrimógenas. 3 corazones evita las efusiones dramáticas. Deja insuflar acompañado a veces de la voz de un narrador que describe el tiempo que pasa en un tono siniestro y monocorde, sin afecto alguno.

En su tercer acto, el cardiograma de la película se embala finalmente hasta un desenlace romántico que será un fallo o un acierto, según la afinidad del espectador con la vida de estos seres humanos, a la vez frágiles y fuertes, a bordo todos de su propia fractura. El narrador abate con su martillo uno de ellos y no podemos hacer más que imaginar lo que les pasará a los otros dos durante las notas fúnebres de los créditos finales.

(Traducción del francés)

Lee también

Producers on the Move
 

últimas noticias

 

otras noticias

Boletín

Follow us on

facebook twitter rss

Swiss Films Cannes