email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

Dome Karukoski • Director de Tolkien

“Tolkien era su propio enemigo”

por 

- Cineuropa habla con el director finlandés Dome Karukoski sobre Tolkien, su primera película grabada en inglés y protagonizada por Nicholas Hoult y Lily Collins

Dome Karukoski  • Director de Tolkien
Director Dome Karukoski on set with Nicholas Hoult and Lily Collins (© David Appleby)

En Tolkien, el director finlandés Dome Karukoski, junto a su inseparable editor Harri Ylönen y a los guionistas David Gleeson y Stephen Beresford, cuenta la historia del autor de El Hobbit y El señor de los anillos (o, mejor dicho, lo que ocurrió antes de publicar estas obras). La película, producida por Fox Searchlight Pictures y Chernin Entertainment, y protagonizada por Nicholas Hoult, se estrena el 3 de mayo en Reino Unido, Estados Unidos, Irlanda y Finlandia. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Tolkien se inspiró en la mitología y en las leyendas pero tú sugieres que sus obras también contienen referencias a su vida privada. ¿Cómo de personal querías que fuese esta película? 
Dome Karukoski: El aspecto personal es que yo también crecí sin padre. Por eso soy admirador suyo y leí El señor de los anillos a los 12 años. Cuando tuve edad suficiente para comprenderlos, continué con El Hobbit y El Silmarillion. Su mundo es una fábula, inspirada en la epopeya finlandesa Kalevala y en la mitología nórdica o islandesa. Estas fueron sus principales influencias pero él también experimentó o padeció esas emociones. Vio cómo la guerra transforma a las personas y cómo la inocencia se transforma en confusión, como le ocurre a Frodo o Bilbo. Por eso siempre decía que él también era un poco Hobbit. Experimenté muchas cosas tanto ahora como en mi juventud, por lo que en ningún momento tuve la impresión de estar dirigiendo la película desde fuera.

Se menciona lo mucho que “tomó” del finés. Pero, en realidad, tú querías hacer una referencia explícita a Kalevala
Era un tema muy específico y también dábamos demasiada información. Los biopics malos siempre tienen esas escenas que no dejan fluir la película porque te cuentan cosas que puedes encontrar en Wikipedia. Se obligan a incluir esos datos en el guión porque piensan que si no lo hacen, decepcionarán a los fans. ¡Pero es una historia que dura dos horas! La inspiración y las influencias forman parte del viaje pero no sirven para avanzar porque si te centras en esos temas, el resultado será una película sobre los libros y no sobre Tolkien.   

El problema de los biopics sobre personas que se convierten en el personaje que conocemos es que cuando se tratan ciertas ideas, resulta demasiado obvio.
No mostramos inspiraciones directas, sino el aspecto emocional de cómo surge la inspiración. Cuando ves estos biopics, es raro que intercalen la experiencia intelectual del personaje. Suele ser más “Oyó este ritmo y creó esta canción”. Intentamos ser sutiles porque no es que ve la Torre de Birmingham y escribe Las dos torres; es más bien su visión del mundo. Lo que más me gusta de Tolkien es que hay algo poético en sus historias. Suelen ser sobre la naturaleza humana y sobre cómo funcionamos como sociedad. Así que todo lo que mostramos viene de un nivel más profundo.

¿Por eso en lugar de mostrar algo directamente optas por mostrar sketches que se van formando poco a poco en su mente?
En ese momento, es un joven que está construyendo su mundo. En realidad, su vida es muy cinematográfica: un niño que queda huérfano y que, más tarde, se convierte en uno de los escritores más famosos del mundo. Como no es el típico artista atormentado, sus conflictos no provienen de las drogas, de la fama o de un padre abusivo. Y esto era un problema porque, ¿quién es el enemigo de Tolkien? La solución fácil es que haya alguien que no confíe en ti, pero es un cliché. Tolkien no lo tenía, él era su propio enemigo.

Nunca había visto a Nicholas Hoult tan tierno como cuando interactúa con sus amigos o con Edith, interpretada por Lily Collins. ¿Por qué lo elegiste?
Cuando empecé a desarrollar la película, ya era el primero en mi lista. Pero todavía no quería mostrarle el guión. Mi padre, que era actor, me contó la historia de su audición con Costa-Gavras. Después de tomar un café y de hablar de política más que de cine, le dijo: “Eres un ser humano maravilloso, pero no eres el adecuado para el papel” [risas]. Nosotros tampoco hablamos de la película y Nic dijo que era la entrevista más rara que había hecho. Su simpatía y calidez no siempre se perciben en sus películas. Es algo que también percibí en Tolkien.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy