email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

Rumanía

Marian Crişan • Director de The Campaign

"Me gusta escribir personajes inspirados por las personas que me rodean"

por 

- Hemos hablado con el director rumano Marian Crişan, que ha estrenado mundialmente su cuarto largometraje The Campaign en el Festival de Moscú

Marian Crişan  • Director de The Campaign

Diez años después de haber explorado la peculiar reacción de Europa a la crisis de los refugiados en Morgen [+lee también:
tráiler
ficha de la película
]
, Marian Crişan observa otro problema social —la corrupción y la incapacidad de los políticos para satisfacer las necesidades de sus votantes— desde el punto de vista de una pequeña ciudad de provincia. A continuación, el director habla de los retos de su cuarto largometraje, que acaba de estrenarse en el Festival Internacional de Cine de Moscú, y de lo que ocurre en la industria del cine rumano.  

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Para esta película, vuelves a tu ciudad de origen, Salonta, donde grabaste Morgen hace más de una década. ¿Qué te gusta del lugar?
Marian Crişan: Cuando escribo un guion, siempre empiezo por cosas que me llaman la atención, o personas o destinos sobre los que quiero hablar. Me gusta escribir personajes inspirados en personas cercanas a mí: en este caso, la gente de Salonta. Mi conexión con el lugar es bastante emocional o nostálgica. La geografía es otra cosa que me gusta de Salonta, ya que es una pequeña ciudad fronteriza rodeada de vastos campos que desaparecen en el horizonte. Es un lugar donde los inmigrantes ilegales cruzan la frontera en su camino al oeste, y donde puede esconderse un político de Bucarest.  

El estreno de la película coincide con las elecciones locales y parlamentarias en Rumanía. ¿Crees que el poder de los dirigentes es mayor en las ciudades pequeñas?
En The Campaign, el absurdo surge por la presencia de un político de primer nivel en una pequeña ciudad de provincia. Tenemos un escenario dominado por un ritmo lento y una cierta inercia, un lugar donde nunca pasa nada, y este lugar de alguna manera sepulta al político. Aquí el tiempo es diferente, fluye de otra manera. El político empieza a dejarse influenciar por esta paz tan particular; el ritmo del conductor de tractores transilvano que nunca parece tener prisa. Yo quería observar cómo el político empieza a congraciarse con los votantes y a corromper a los locales.  

Escribiste el guion con Gabriel Andronache. ¿Cómo surgió el guion?
El guion se basa en la novela de Gabriel Ich bin ein Berliner, que en algún momento quisimos adaptar a una película. No hicimos una adaptación per se, sino que empezamos a escribir un guion basado en un capítulo del libro, donde la historia habla de unas elecciones provinciales. Este contexto me pareció muy interesante, y sugerí que escribiéramos una historia con una premisa muy simple: un político moldavo [la región de Rumanía, no el país vecino] del Parlamento Rumano llega a una ciudad de Transilvania durante su campaña electoral. Escribimos el primer borrador juntos, luego Gabriel escribió los diálogos para el político moldavo, y yo los del conductor de tractores transilvano.

Tu protagonista hace muchas promesas en la película. ¿Cómo serían las promesas de un político en el contexto actual de la industria del cine rumano? Pienso en la falta de apoyo estatal durante la pandemia y en el esquema todavía ineficaz de reembolso de efectivo…
Pienso que la ley de cine debe ser mejorada muy pronto. Tenemos que centrarnos en cómo se financian las películas rumanas. Espero que los directores rumanos se beneficien de estos cambios tan necesarios. Al mismo tiempo, el apoyo de las autoridades debería ser mucho más que promesas: necesitamos el apoyo tangible hacia las productoras, directores y profesionales técnicos y creativos que producen películas rumanas. Estoy convencido de que todas las productoras, sean grandes o pequeñas, se han visto afectadas por esta crisis, no sólo las que trabajan para producciones extranjeras. También necesitamos adaptarnos a lo que está ocurriendo en el mercado de la distribución.  

Has anunciado que la película se estrenará en Rumanía en otoño. ¿Eso sigue en pie, teniendo en cuenta que las autoridades podrían cerrar los cines si los casos siguen aumentando?
Desafortunadamente, nuestros planes de estreno están en peligro. Esperamos estrenar la película en cines lo antes posible. No me voy a tomar la libertad de discutir las medidas que toman las autoridades, pero es obvio que las cosas no pintan bien para la proyección de películas en el futuro próximo.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también

Privacy Policy