email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BLACK NIGHTS 2021 Competición

Wojciech Smarzowski • Director de The Wedding Day

"Esconder la verdad sobre los crímenes del pasado debajo de la alfombra puede fácilmente llevarnos hacia nuevos crímenes"

por 

- Hemos hablado con el director polaco sobre su nueva película y su tendencia a tratar acontecimientos complicados de la historia de su país

Wojciech Smarzowski • Director de The Wedding Day

Nos hemos reunido con el célebre cineasta polaco Wojciech Smarzowski para hablar sobre su nueva película, The Wedding Day [+lee también:
crítica
entrevista: Wojciech Smarzowski
ficha de la película
]
, que ha tenido su estreno internacional en el Festival Black Nights de Tallin. Smarzowski es muy popular en su Polonia natal, y la mayoría de sus obras tratan acontecimientos difíciles de la historia de su país. Algunos muy recientes, como su anterior trabajo, Clergy [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Wojciech Smarzowski
ficha de la película
]
, que abordaba los casos de pedofilia y otros abusos que tuvieron lugar en el seno de la Iglesia católica.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Dejaste de comer carne después de filmar The Wedding Day. ¿Por qué?
Wojciech Smarzowski:
En algunos sitios, las gallinas viven en una superficie más pequeña que una hoja de papel, y los cerdos tienen solo un metro cuadrado de espacio para moverse. Estos animales viven atormentados, y debemos pensar en esto cuando compramos carne de rebajas. Yo ya estaba reduciendo mi consumo de carne, pero después de la investigación que llevé a cabo para The Wedding Day, dejé de consumirla por completo. Todas las imágenes que muestran el maltrato de los cerdos fueron compradas a las organizaciones que luchan por los derechos de los animales. Al final, solo uno o dos minutos de este metraje acabaron en la película, pero lo escogimos de entre horas de material. Eso también influyó en mi decisión de convertirme en vegetariano.

Hay un dicho sobre que el “hombre es el animal más peligroso”. ¿Estás de acuerdo?
Según los informes, los mosquitos matan a más personas que los humanos. Somos los finalistas, mientras que las serpientes ocupan el tercer lugar. Las personas provocan guerras, pero también lo hacen las hormigas. ¿Todas las guerras humanas se libran en nombre de la religión, el dinero, el poder, la lujuria? ¿O por el simple hecho de matar? No creo que se trate solo de eso, sino de la escala. Tiene que ver con el hecho de que el hombre sigue perfeccionando sus armas. Es capaz de contaminar los océanos con basura o talar la jungla, lugares donde no sobreviviría por mucho tiempo. Por otro lado, si un hombre se enfrenta cara a cara con un tigre en una jaula, yo apuesto por el tigre. Creo que es una pregunta bastante compleja, así que diría que es un empate.

Ya hiciste una película llamada The Wedding, pero esta no es una secuela. ¿Qué te interesa de este ritual?
Como evento, una boda es muy importante en Polonia. Todo comenzó con Wyspiański, que hace 120 años escribió una obra sobre la razón por la que Polonia no obtuvo su independencia. Wajda adaptó esta historia en una película, y tanto antes como después, las bodas se han empleado como alegorías en el teatro, la literatura y el arte. Hice The Wedding a principios de este siglo, cuando Polonia había alcanzado su independencia y libertad, pero aún necesitaba recuperar sus valores. Hoy es el momento de recuperar esa memoria.

Uno de los personajes principales en tu nueva película es un abuelo que sufre demencia, que es una metáfora de la amnesia. ¿Dirías que esta “amnesia”, o pérdida de memoria, es el elemento más importante en las relaciones entre polacos y judíos en la actualidad?
No hay ninguna nación que no tenga problemas sin resolver en su historia, o eventos que preferiría olvidar. Los polacos no son ni mejores ni peores en ese sentido. Se han escrito miles de libros y artículos sobre la historia judía y las relaciones entre polacos y judíos, pero creo que este tema no ha tenido un cierre, por así decirlo, porque la dolorosa verdad sobre cómo se comportaron los polacos durante la Segunda Guerra Mundial no aparece en los libros de historia. A los niños se les enseña que los polacos fueron héroes o víctimas durante la guerra. No hay referencias sobre que pudiéramos haber cometido actos despreciables, al igual que cualquier otro ser humano.

Tu película trata sobre el pasado y el presente. El último parece un poco mejor, pero aún hay mucho odio e intolerancia a nuestro alrededor.
Esconder la verdad sobre los crímenes del pasado debajo de la alfombra puede fácilmente llevarnos hacia nuevos crímenes. La historia tiende a repetirse. Si los peores elementos de la historia encuentran un “terreno fértil”, pueden prosperar fácilmente. Se vuelven vitales y actuales, como el sermón prebélico que muestro en la película. Otro tema es que el mundo entero se ha inclinado hacia la derecha. El abismo entre las gradas de fútbol y las manifestaciones nacionalistas se ha vuelto más estrecho. El Ministro de Cultura polaco regala generosas sumas de dinero a los nacionalistas polacos, pero calificó mi película de “proyecto degenerado”.

Creo que hay dos tipos de patriotismo: uno tolerante, abierto a otros seres humanos y culturas diferentes, pero que también asume hechos dolorosos de nuestra propia historia. Y un segundo tipo de patriotismo cerrado: hay una división entre “nosotros” y “ellos”. No se trata de rivalidad, sino de hostilidad.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también

Privacy Policy