email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

PELÍCULAS España

Costa da Morte: pequeña silueta en paisaje

por 

- El primer largometraje de Lois Patiño bucea en las relaciones del hombre y la naturaleza a lo largo de buena parte de los festivales del mundo

Costa da Morte: pequeña silueta en paisaje

El hombre está relacionado con la naturaleza en tanto que forma parte de ella, aunque a veces no lo parezca en la era actual. Las personas son un elemento más de un paisaje, en el que existen, con el que dialogan e incluso del que viven. El director gallego Lois Patiño, con una importante carrera de cortometrajista experimental a sus espaldas, sigue el sendero dibujado por los pasos del hombre a través de ese paisaje en su primer largometraje Costa da Morte [+lee también:
tráiler
entrevista: Lois Patiño
ficha del filme
]
. Presentado en el Festival de Locarno, en donde se hizo con el Premio a Mejor Director Emergente, ha viajado por buena parte del mundo, incluyendo los más recientes Festival de Rotterdam, el IBAFF o el mexicano FICUNAM, en donde se acaba de llevar el máximo galardón.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Patiño elige caminar sobre una de las zonas más idiosincráticas de la costa española, la gallega Costa da Morte, hogar de mitos y leyendas, vida y muerte, entre mar y tierra. El retrato de esta zona y de sus gentes se hace a través de escenas que se suceden desde el punto de vista de una cámara inmóvil, que se limita a registrar lo que sucede delante de ella, a gran distancia. Entre ellas, el trabajo de las mariscadoras y los percebeiros, los paseos entre los montes o la tala de pinos entre la niebla. Las personas se muestran dentro de esos retratos con la misma importancia que las olas, las rocas y los árboles. No en vano, la película comienza tras una cita del escritor gallego por excelencia, Castelao, que reza que “en un entrar del hombre en el paisaje y del paisaje en el hombre se creó la vida eterna de Galicia”.

Costa da Morte muestra esa conexión, que adquiere grandes dimensiones cuando se yuxtapone a la historia, las leyendas y los mitos de la zona (la misma de Fisterra, conocida por los romanos como “el fin de la tierra”). Sin embargo, baja rápidamente a la tierra para mostrar las fiestas patronales, los curros y las visitas a los cementerios, pero también, las excesivas explotaciones mineras, los incendios forestales y los ecos de catástrofes como la marea negra del Prestige, el petrolero hundido en dicha costa en el 2002. Ese lazo se muestra cruel y violento, a veces espectral y aterrador, cuando también supone una relación destructiva para sacar provecho de ella.

La delicada y certera mirada de Patiño cobra, en su representación de pequeñas siluetas en grandes paisajes, otro sentido. Su creación, como las demás de su productora, Zeitun Films (Arraianos [+lee también:
tráiler
entrevista: Eloy Enciso y Carlos Esbert
ficha del filme
]
, Todos vós sodes capitáns [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
), es una pequeña sombra que se mueve dentro del gran panorama cinematográfico español, que a veces se ve obligada a irse lejos de él para ser más visible, pero que se antoja cada vez más nítida y potente.

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.