email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

PELÍCULAS Italia

La ragazza nella nebbia, un debut de thriller de Donato Carrisi

por 

- Toni Servillo es un detective atrapado en la desaparición de una chica en una pequeña comunidad en las montañas

La ragazza nella nebbia, un debut de thriller de Donato Carrisi
Toni Servillo y Jean Reno en La ragazza nella nebbia

Tras su gran éxito, con tres millones de copias vendidas en todo el mundo, uno de los autores de suspense más queridos en Italia, Donato Carrisi, ha lanzado su carrera como director con La ragazza nella nebbia [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, que se estrena con 400 copias en los cines italianos de la mano de Medusa, tras su preestreno en el Festival de Roma. Carrisi ha desarrollado una adaptación bastante libre de su última novela más vendida, y esta obra maestra debe haber adoptado ciertas destrezas. La ragazza nella nebbia reúne mucha de la imaginería noir de los últimos 20 años, extraída de series de televisión, los hermanos Coen, y más recientemente, El muñeco de nieve [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
de Tomas Alfredson, adaptada de la novela de Jo Nesbø, otro maestro europeo de la ficción criminal. La película, producida por Colorado y ya vendida en España, Alemania y Francia por Studiocanal, incluye los ingredientes necesarios para un euro-thriller posmoderno perfecto: una pequeña comunidad en las montañas, una chica perdida, un extremismo religioso, unos sospechosos, una inexperta policía local (con sombreros de piel al estilo Fargo), un detective hipócrita, un abogado sin escrúpulos, un periodista sin alma y un empollón con pocas ganas de relacionarse. Además, vemos algunas fotos de teléfonos inteligentes, vídeos nítidos, diseños de escenografía de los años 80 y 90, borrosas fotografías con verticales anamorfosis, y una banda sonora compuesta por un piano, un violín y una flauta. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

La película comienza con un encuentro entre el psiquiatra (Jean Reno) de un pueblo de montaña, Avechot, y el policía Vogel (Toni Servillo), famoso por sus investigaciones y su pasión por las apariciones en la televisión. Después, hay un flashback: la joven Anna Lou Kastner, hija de padres que pertenecen a una hermandad fanática religiosa, sale de su casa dos días antes de Navidad y desaparece en la niebla, presuntamente es secuestrada por un asesino loco. Vogel llega para investigar junto con el equipo de televisión, incluida la cobarde periodista Stella Honer (Galatea Ranzi). El primer sospechoso es un niño travieso, aunque después la investigación apunta hacia un encantador y educado maestro de la escuela secundaria (Alessio Boni).   

Donato Carrisi, también guionista para la televisión, parece haber cometido el mismo crimen que alguno de sus personajes: vanidad. Aunque parece estar jugando con su propio papel como escritor y director, nunca exagera la violencia y la tristeza, sino que tiende hacia el cuento de hadas. Se nos muestran planos de una pequeña ciudad hecha de papel-maché, a la imagen de las series de televisión sobre crímenes, pero también aparecen libros infantiles de cuentos de hadas. Al esparcir por la película diversos juicios (“es el malo el que crea la historia”, “el mal es el verdadero mecanismo impulsor detrás de cada historia”, y sobre todo, “la primera regla de un gran novelista es copiar a otras personas”), Carrisi descubre su juego cinematográfico. Parece menos interesado en hacer que el público salte en sus asientos que en señalar la aberración de un sistema de medios que puede exprimir la vida de una persona inocente.  Es una pena que parezca que terminemos en una serie infinita de casi-finales con el potencial de cansar incluso a los incondicionales fans de sus libros originales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del italiano por Isabel Sáez)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy