email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

ESPECTADORES Italia

Estable el público

por 

Queda fundamentalmente estable el público cinematográfico del primer semestre de 2003 comparándolo con el mismo periodo del 2002. Según los datos de la Cinetel, que detectan alrededor del 75 por ciento de todo el mercado, se han vendido desde el 1 de enero hasta el 30 de junio de 2003, 43 millones 180mil entradas, con una disminución del 0,12 por ciento respecto a los 43 millones 234mil entradas del primer semestre de 2002. Los meses de mayo y junio rebajan notablemente los resultados positivos de los primeros meses del año: la diferencia de entradas vendidas era en el primer cuatrimestre de +2,58 por ciento respecto al primer cuatrimestre del 2002. Había bajado hasta el +1,84 por ciento respecto a los primeros cinco meses y baja mucho más, respecto a los seis meses del mismo año, hasta el –0,12 por ciento.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Realizando una proyección sobre todo el mercado se puede afirmar que nos encontramos frente a un aumento de las entradas vendidas de alrededor de +3% , un resultado mejor que el de los otros mercados europeos como Francia y Alemania y peor de Gran Bretaña, que parece encaminarse hacia el primer mercado europeo, según las últimas sondeos.
El comentario del presidente de la Anec (Associazione nazionale esercenti cinema) , Walter Vacchino preocupa, según él: “La fundamental estabilidad del mercado italiano en su totalidad evidencia las ganas de cine de los espectadores, más evidente todavía durante el més de junio en que, faltando un blockbuster como Spider Man del año pasado, muchas de las películas más vistas han alcanzado interesantes resultados, que en la media han sido mejores de aquellos conseguidos por las mismas fechas el año pasado. En este verano del 2003 también el cine sufre la sequía y desafortunadamente las lluvias de las nuevas películas son todavía lejanas. Una vez más hay que expresar nuestro pesar por una nueva ocasión perdida. Además, los datos generales del mercado no pueden tranquilizarnos porque permanece un fuerte desequilibrio entre el crecimiento de la oferta, en términos sea de pantallas sea de jornadas de espectáculo, y el crecimiento del número de las entradas vendidas. Y ésto – concluye Vacchino – quiere decir, como evidencia el análisis sobre el territorio, que por debajo de este dato general de estabilidad, hay situaciones muy graves de crisis, descompensaciones muy claras que amenazan la vitalidad de un gran número de salas cinematográficas”.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del italiano)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy