email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

TORONTO 2019 TIFF Docs

Crítica: Love Child

por 

- El notable documental de Eva Mulvad es una crónica desgarradora sobre una familia de refugiados iranís, atrapados en el proceso de petición de asilo político en Turquía

Crítica: Love Child

La cineasta, guionista, productora y directora de fotografía danesa Eva Mulvad estrenó su último largometraje en la sección especializada en documentales TIFF Docs del Festival de Toronto durante su 44ª edición. En su nueva película, la autora de A Modern Man [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
y Enemies of Happiness recoge los testimonios de tres miembros de una familia de refugiados iranís que permanecen atrapados en un limbo burocrático durante su proceso de petición de asilo político en Turquía. La notable Love Child es una crónica sobre los últimos años de las vidas de dos amantes y su hijo bastardo, quienes escaparon de Teherán, y de las leyes del tribunal de conducta islámica que rigen su país, por miedo a ser condenados a la ejecución pública, al haber tenido un hijo fuera de sus respectivos matrimonios.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)
LIM Internal

Las primeras y perturbadoras imágenes de Love Child son el único material registrado en territorio iraní. En dicha secuencia, grabada con un teléfono móvil, aparece un hombre desesperado confesando que su vida corre un grave peligro. Mirando a cámara, Sahand reconoce no saber si mañana habrá muerto o si seguirá con vida. A partir de ese momento, da comienzo un viaje de no retorno que cambiará la vida de ese hombre y la de sus seres queridos, salvándoles de una muerte segura en su país.

Desde 2012 hasta el tiempo presente, Eva Mulvad acompaña a Sahand, a su amante Leila y a su hijo Mani en su tentativa de formar la familia que siempre quisieron ser. El primer paso que deben seguir para conseguirlo es deshacer todos los engaños y las mentiras que dijeron en Irán para seguir con vida. En este sentido, la secuencia más estremecedora de la cinta, se sitúa al inicio de ésta, cuando Leila le anuncia a Mani que su tío Sahand es en realidad su padre. Sin alterar el escenario, ni la sucesión de los hechos, la cámara de Mulvad se coloca en el comedor, cual ser invisible e impasible, registrando la impotencia de ese niño que se desahoga insultando a su nuevo padre. Pues, la impotencia será el estado natural de los refugiados durante próximos años.

Love Child es una representación honesta de ese estado de impotencia constante, pero también de esos años que pierde la familia permaneciendo atrapada en el sistema burocrático imperfecto de Turquía, colapsado a causa del desbordante número de solicitudes de asilo que recibe el país tras el estallido de la Guerra Civil en Siria. La directora retrata a la pareja a través de sus miedos, diálogos hirientes, ataques de ansiedad o euforia desaforada, los primeros trabajos, los rituales que se repiten en sus fiestas de cumpleaños, o el contenido conversado en sus sesiones de terapia. Love Child es un ejercicio de honestidad y realismo sobre la situación de los refugiados, otorgándoles la voz que merecen para que sus derechos puedan ser escuchados y reconocidos.

Love Child es una producción danesa realizada por Danish Documentary Production y Grunnet Film. Las ventas internacionales están a cargo de la compañía austríaca Autlook Filmsales GmbH.

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.