email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BERLINALE 2020 Encounters

Crítica: A metamorfose dos pássaros

por 

- BERLINALE 2020: La primera película de Catarina Vasconcelos es una oda visual a la belleza del incesante ciclo de la vida (y la muerte)

Crítica: A metamorfose dos pássaros
Manuel Rosa en A metamorfose dos pássaros

El agua, los árboles, los pájaros. Esta simple enumeración podría describir la aparición (o creación) de ciertos elementos con los que comenzó la vida en la Tierra. Sin embargo, se trata de los pilares naturales del primer largometraje de Catarina Vasconcelos, A metamorfose dos pássaros [+lee también:
tráiler
entrevista: Catarina Vasconcelos
ficha del filme
]
, presentada en la sección Encounters de la 70ª Berlinale. Estamos ante una película profundamente personal, que podría calificarse como autobiográfica, a pesar de ser un híbrido entre ficción y documental. A través de la película y sus hermosas composiciones, observamos los cimientos de la familia de Vasconcelos. Unos cimientos rotos, dañados y marcados por la muerte de los árboles donde una vez habitaron pájaros. Un lugar donde podían crecer y acercarse a los cielos, donde podían aprender a volar. Un lugar que desapareció con la muerte de dos personas: la abuela de Catarina, Beatriz, y su madre.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

"Triz" es la primera palabra que escuchamos en la película (después de algunas respiraciones profundas). Ese nombre, esa presencia, resonará durante toda la obra. Los ojos del abuelo de Catarina son la primera imagen que vemos, la mirada de una persona que se ha pasado la vida en el mar, lejos de su familia y sus vidas cotidianas. Sin embargo, en esta película no está solo: forma parte de un conjuntos de tonos, voces y perspectivas. El narrador alterna entre su voz y las de aquellos que están (o estuvieron) en tierra firme, tanto en el pasado como en el presente. Escuchamos a Beatriz, Jacinto (el padre de la directora) y la propia Catarina. Es posible que estas voces, así como las ideas que presentan, no se correspondan con los personajes en la vida real. Esto tiene que ver con la estrategia general de la película, planteada como una adaptación visual y conceptual de la realidad. Una realidad que podemos llegar a comprender de manera sutil pero significativa, a través de la representación de la energía y el calor que estas personas desprendían en la vida real.

Esta estrategia híbrida, que separa la vida real y el cine, el documental y la ficción, también se puede percibir en la composición visual. En una película que explora la pérdida, el dolor, la vida, la muerte, la felicidad y la tristeza, donde las emociones podrían representarse visualmente de forma desenfrenada, las imágenes nos llevan a un espacio tranquilo y controlado, donde todo parece metódicamente colocado frente a la cámara. Todo está cuidadosamente orquestado para sumergirnos en la belleza de los elementos, como si la película estuviera compuesta por una serie de bodegones.

Dividida en dos partes, la película profundiza en el propio duelo de la directora. Partiendo de un interés por la figura de su abuela, la cinta deriva en un ensayo sobre la relación de la cineasta con su padre tras la muerte de su madre. El tema de las familias "sin madre" está presente a lo largo de toda la película, incorporando imágenes de la memoria cultural portuguesa desde mediados del siglo XX (Salazar, las colonias, la guerra e incluso el lugar de las mujeres en la sociedad) hasta nuestros días. Finalmente, el núcleo de la película es una carta de amor a todas las personas que han existido en la Tierra y que, al igual que los árboles, nos han permitido crecer y aprender a volar. Se trata de un eterno proceso de metamorfosis, un ciclo interminable de vida y muerte. Un amor que prevalece en medio de la belleza de la vida.

A metamorfose dos pássaros es una producción de la portuguesa Primeira Idade.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy