email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

SHEFFIELD DOC FEST 2021

Crítica: From the 84 Days

por 

- La cinta de Philipp Hartmann sigue a un grupo de músicos experimentales bolivianos aislados en Alemania en 2020

Crítica: From the 84 Days

En el último año, las calles vacías se han convertido en norma. Así que no es extraño que From the 84 Days [+lee también:
tráiler
ficha de la película
]
, que se proyecta en la competición internacional del Sheffield Doc/Fest, empiece con un taxi que atraviesa las calles vacías en plena noche, y que lleva al director Philipp Hartmann desde el aeropuerto hasta La Paz. Lo extraño es que esas escenas fueron grabadas en diciembre de 2019, antes de que las palabras “coronavirus” y “confinamiento” se volvieran ubicuas, y antes de que el toque de queda y el quedarse en casa se convirtieran en normas.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)
series serie

La atmósfera inquietante y fantasmal de la ciudad se refleja en el debate político que tiene lugar dentro del coche sobre el nuevo gobierno interino de Bolivia, que parece haber mandado todo el oro fuera del país y hecho negocios con litio. Pero Hartmann no está aquí para hacer una película sobre política en Sudamérica, a pesar de lo fascinantes que podrían ser esos fragmentos. El director ha venido a grabar a la Orquesta Experimental de Instrumentos Nativos (OEIN). En el coche lo acompañan Carlos Gutierrez, director de la OEIN, y Timo Kreuser, director del grupo PHØNIX16 de Berlín. Están preparando dos conciertos conjuntos que tendrán lugar dentro de tres meses en Berlín y Dresde.

La OEIN es una de esas orquestas que mezclan instrumentos tradicionales con música moderna hecha con objetos cotidianos restaurados para producir sonidos. Crean el tipo de música que evoca películas de ciencia ficción, aunque otros crean que suena horrible. A través de la voz en off del director, nos enteramos de que los bolivianos ayudan a niños desfavorecidos a aprender música: son los buenos de este documental, que empieza cuando los 25 músicos viajan a Alemania para dar los conciertos, cancelados tres días después debido a la pandemia. No pueden salir del país porque sus vuelos también han sido cancelados, dada la decisión del gobierno boliviano de cerrar sus fronteras. Los músicos son alojados en una academia de música sin saber cuánto tiempo estarán atrapados en Alemania. Serán 84 días, y Hartmann permanece grabándolos durante este periodo en que los bolivianos, junto con Kreuser, hacen música juntos.  

“Improvisar es una conversación en tiempo real”, dice uno de los bolivianos sobre su preferencia por tocar siguiendo los sentimientos en lugar de leer música en una hoja. La música es la forma en que muchos de los intérpretes consiguen comunicarse mejor unos con otros. Cuando intercambian sonidos, se sienten cómodos. Su música también es conceptual, así que no nos sorprende que una de las primeras canciones que interpretan sea Stockhausen's From the Seven Days. Es una pieza de música intuitiva con una influencia teórica que da título a esta película.  

También hay un componente intuitivo en este documental en su forma de entremezclar historias sobre los recortes de presupuesto de Bolivia en cultura y la OEIN, con historias de vida durante el coronavirus y teoría musical. Hartmann consigue hacer todo esto mientras ofrece al OEIN una plataforma como la que dio Wim Wenders a Buena Vista Social Club. Aunque esta película no tendrá un impacto tan mainstream, encontrará muchos admiradores. 

From the 84 Days es una producción entre Alemania y Bolivia, llevada a cabo por Philipp Hartmann para la compañía alemana flumenfilm, con la boliviana OEIN y PHØNIX16.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy