email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

SUNDANCE 2022 Premieres

Crítica: The Princess

por 

- La historia de Lady Di se muestra exclusivamente a través de imágenes de archivo contemporáneas en el conmovedor pero siempre respetuoso documental de Ed Perkins

Crítica: The Princess

El alcance de la fama y la popularidad de la princesa Diana tuvo su eco en la ingente cantidad de imágenes filmadas sobre ella, tanto por periodistas como por personas comunes, durante el periodo relativamente breve en el que se convirtió en el foco de atención: es decir, desde su matrimonio con el príncipe Carlos a principios de los 80 hasta su muerte en 1997. Es difícil hacerse una idea del proceso de investigación que han llevado a cabo el director Ed Perkins y su equipo para crear, no solo un documental coherente a partir de todo ese material, sino también uno que resulta convincente y sustancial. The Princess, que ha tenido su estreno mundial este año en la sección Premieres del Festival de Sundance, cuenta una historia familiar, pero habitualmente tergiversada, y que merece al menos una revisión de vez en cuando. Especialmente ahora, cuando se sospecha que la Familia Real tendrá pronto un nuevo Rey y Reina.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

A diferencia de Spencer [+lee también:
crítica
tráiler
ficha de la película
]
, de Pablo Larraín, The Princess no pretende mostrar el lado privado de su protagonista, sino que se limita a usar imágenes de archivo para centrarse en la forma en que los medios y el público general la percibían, juzgaban y adoraban. Si este enfoque se utilizara para hablar sobre cualquier otra persona famosa, probablemente no daría como resultado una película tan interesante. Sin embargo, como es evidente desde las primeras imágenes, Diana tenía una relación muy especial con la gente y la vida pública en general: por algo se la conocía como “La Princesa del Pueblo”. Ya sea mediante su ingenio, las miradas enigmáticas y juguetonas que lanzaba bajo esa gran masa de pelo, la forma casual en la que parecía capaz de llevar los atuendos más coloridos o sexis, o las partes de su vida que ella misma decidió revelar a la prensa, parecía que siempre buscaba ser ella misma, al menos parcialmente (a pesar de las normas impuestas por la realeza). Aunque Perkins tiene cuidado de no presentar las reacciones del público y los medios de comunicación sobre los aspectos visibles de la vida de Diana como un retrato definitivo sobre ella, es imposible obviar que estas refracciones deben haber capturado una parte importante de su historia real y privada.

La película también merece la pena para aquellos a los que no les interesa especialmente Diana, ya que muestra la extraña y fascinante relación entre la familia real y el público general, una relación que atravesó altibajos significativos, al igual que la relación de Carlos y Diana. La historia de Diana es apasionante, a menudo horrible y habitualmente conmovedora. No obstante, lo que más destaca es la falta de control de la familia real sobre esas olas de popularidad, así como su aparente desconexión con respecto a las personas de cuya aprobación dependía (y aún depende) su anacrónica existencia.

The Princess es una producción de Simon Chinn y Jonathan Chinn para Lightbox. Altitude Film Sales se encarga de las ventas internacionales. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy