email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

VENECIA 2005 Horizontes

Working Man's Death, viaje en el infierno del trabajo

por 

Working Man's Death, viaje en el infierno del trabajo

De Ucrania a Indonesia, pasando por Nigeria, China y Pakistán: el documentalista austríaco Michael Glawogger paseó su cámara en todos los rincones del mundo con el fin de explorar en Working Man's Death los oficios más peligrosos ejercidos en este principio de siglo. Ese periplo asombroso y emocionante presentado hoy en competición en la sección Horizontes ha fascinado a la prensa internacional por la fuerza de su tema, y también gracias a la perfección de las tomas que sumergen al espectador en el centro de una lucha diaria por la supervivencia económica. Una película sin concesión cuyas algunas de sus secuencias pueden chocar la sensibilidad occidental y que señala una nueva etapa exitosa para un cineasta varias veces remarcado desde hace 10 años, en particular, con Megacities.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Dividida en cinco partes, Working Man's Death observa en primer lugar el trabajo de los mineros ucranianos de Donbass. En otra época celebrados como héroes por la propaganda soviética, estos hombres y mujeres se arrastran hoy ilegalmente en búsqueda de carbono en subterráneos que amenazan con derrumbarse. Pero el destino de sus homólogos indonesios que se doblan durante horas bajo el peso de sus cestas llenas de azufre no tienen nada que envidiarles, su recorrido efectuándose en parte bajo la mirada de los turistas. En cuanto a los desolladores nigerianos de Port Harcourt, bañan en ríos de sangre para ganar su vida dignamente. Y son peligros de muerte que merodean tanto a los siderúrgicos chinos de Anshan como a los paquistaníes de Gaddani que recortan los supertankers a alturas vertiginosas con el fin de recuperar el metal. Rodado lo más cerca posible y casi siempre en movimiento por un excepcional Wolfgang Thaler que obra en condiciones más que difíciles, el documental de Michael Glawogger gana también la apuesta de elaborar retratos respetuosos de estos obreros de fuerza, casi presidiarios, que guardan sin embargo una increíble voluntad de vivir y una enorme solidaridad.

Producción austro-alemana dirigida por Erich Lackner para la sociedad austríaca Lotus Film y por Mirjam Quinte para los alemanes de Quinte Films, Workingman's death recibió también el apoyo en coproducción de Arte y 240 000 euros del Fondo Eurimages. Vendido internacionalmente por la estructura luxemburguesa Paul Thiltges Distribution, el documental se estrenará en las salas austríacas el 25 de noviembre.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del francés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy