email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

PRODUCCIÓN Francia

Guillaume Canet se convierte en Un simple espion

por 

En la tendencia favorable del cine policial, el thriller, la ciencia ficcion... que inunda actualmente la producción francesa, la película de espionaje vuelve a destacarse. Y Guillaume Canet, antes de unirse a Christian Carion y Nikita Mikhalkov para el rodaje de Farewell (leer el artículo), ya explora este universo en Un simple espion, el primer largometraje de Nicolas Saada, cuyas tomas comenzaron en París el 19 de noviembre.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Junto al protagonista en plena ascensión (gran éxito en Francia y Alemania de Juntos, nada más [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, y próximamente en las salas La Clef [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
-el 19 de diciembre- Les liens du sang [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
-el 19 de enero- y Cortex [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
-el 30 de enero) y galardonado por su éxito como cineasta (Ne le dis à personne [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
), figuran en el reparto de Un simple espion sus compatriotas Géraldine Pailhas y Hyppolite Girardot, así como los británicos Stephen Rea (protagonista preferido de Neil Jordan y nominado a los Oscar por Juego de lágrimas), Alexander Siddig (Un hombre perdu) y Archie Panjabi (Un corazón invencible [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, Shooting Star 2005)

Nicolas Saada, ex periodista de Cahiers du Cinèma y destacado guionista de Léo, en jouant dans la compagnie des hommes, de Arnaud Desplechin, ha realizado tres cortometrajes, entre los cuales Les Parallèles (nominado a los César 2005 y seleccionado en la Semana de la Crítica de Cannes en 2004). Autor del guión de Un simple espion, narrará la historia de Vincent (Guillaume Canet), inspector de equipajes en el aeropuerto de Roissy que hurga a escondidas el contenido de las maletas. Al descubrir un explosivo en el equipaje de un diplomático sirio de viaje a Londres, éste último es interrogado por los servicios secretos franceses (la DST), que lo reclutarán para impedir un atentado en el territorio inglés.

Un simple espion, producida por Michaël Gentile para The Film (también responsable de Vinyan, de Fabrice Du Welz, en postproducción), se beneficia de un presupuesto de 7,27 millones de euros. Entre los socios se distinguen France 2 Cinéma (1,3 millón en coproducción y pago por adelantado), Canal + (1,2 millón), la región de Ile-de-France (360.000 euros) y Studio 37 (2,8 millones) también coproductor, y que encargó la distribución francesa a Mars Distribution (estreno en el segundo semestre de 2008), además de estar negociando para elegir un vendedor internacional. El rodaje durará 40 días, con cinco semanas en París, y tres -en enero- en Londres. A indicar, por último, que está previsto que de la música se encargue el famoso grupo Air (cómplice habitual de Sofía Coppola).

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del francés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.