Sage Femme (2017)
El hijo de Bigfoot (2017)
The Party (2017)
Western (2017)
Que Dios nos perdone (2016)
El otro lado de la esperanza (2017)
Out (2017)
anterior
siguiente
Elija su idioma en | es | fr | it

El punto justo

email print share on facebook share on twitter share on google+

Philip Koch • Director

por 

- Atención a este nuevo talento del cine alemán: Philip Koch habla sobre su debut, Picco, una dura película ambientada en un reformatorio, y sus proyectos futuros

Philip Koch  • Director

Cuando Philip Koch invitó a la que ahora es su prometida a ir al cine por segunda vez, puso toda la carne en el asador y la llevó a ver su película favorita de su director favorito, el surrealista descenso a los infiernos Aguirre, la cólera de Dios, de Werner Herzog. “No le gustó nada”, dice encogiéndose de hombros mientras sonríe. “Pero seguimos juntos y todo va bien”, afirma. Ésta es exactamente el tipo de historia que te esperas al hablar sobre su vida con este cineasta de 32 años. Todo parece girar en torno al cine para Koch. A fin de cuentas se trata del director al cual algunos espectadores gritaron en Cannes que tenía que ir al psicólogo tras ver su deslumbrante debut, Picco [+lee también:
crítica
entrevista: Philip Koch
ficha del filme
]
, en la Quincena de los Realizadores de Cannes en 2010. Una experiencia que aún recuerda como si fuese ayer: “Fue algo increíble, totalmente irreal. La película fue acogida bien en su pase por el Festival Max Ophüls de Saarbrücken unos meses antes, pero fue Cannes lo que me puso en el mapa como director, la que hizo que la gente se fijase. Y provocar una reacción tan sumamente emocional en el público fue embriagador”. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

No es de extrañar. Picco es una película dura, por decirlo suavemente. Puedes sentir la fría crueldad que esperas de Michael Haneke, aunque se remonta a clásicos de reformatorios como Escoria, de Alan Clarke, que tanto le marcó cuando le vio. Su película es una dura crítica al sistema penitenciario, aunque posee una trascendencia casi poética, algo que Koch define como “verdad exultante”, siguiendo la estela de su ídolo Werner Herzog.

Picco fue su película de graduación, producida por Walker+Worm Film con menos de 100.000 euros. Fue ignorada por los premios del cine alemán y ni siquiera estuvo entre las 60 películas que optaban a algún premio, pero el interés del circuito internacional de festivales, con éxitos en certámenes como Londres o San Petersburgo, permitió que Koch siguiese su camino. 

Intentó realizar un thriller sobrenatural, aceptó encargos de guionista como la oscura producción para televisión Operation Zucker, de Rainer Kaufmann, y luego unió sus fuerzas con el director y guionista Simon Verhoeven (Men in the City) para hacer el thriller de terror psicológico Unfriend. “Escribimos el guión juntos, pero nuestra idea original de dirigirla juntos en equipo se desmoronó rápidamente. Temo que somos demasiado testarudos para que algo así funcione”. Verhoeven se encargó de la dirección del proyecto, aún no estrenado, mientras que Koch retomó uno que llevaba un tiempo aparcado, la comedia negra Outside the Box

A partir de una historia real que descubrió en el periódico, Koch consiguió armar muy rápidamente esta historia sobre un grupo de ejecutivos que participan en un evento corporativo que termina rematadamente mal. Para ello volvió a trabajar con los productores Philipp Worm y Tobias Walker y completó el rodaje el pasado otoño en la región de Tirol del Sur. El reparto está encabezado por Volker Bruch, Stefan Konarske, Lavinia Wilson, Samuel Finzi y Frederick Lau. Koch está dando los últimos retoques al montaje. “Es bastante delicado dar con el punto justo en el que todo se ensambla como había imaginado”, explica el realizador. “Pero lo estamos consiguiendo. Debería ser divertida, surrealista y exagerada, pero sin caer en el ridículo”, añade. A primera vista, parece alejarse del realismo sin ambages de Picco. Sin embargo, al margen de las diferencias de tono, es fácil encontrar un hilo conductor de la obra de Koch: la lucha del individuo contra el sistema opresor. “Es algo muy importante para mí”, afirma. 

“Además, refleja mi trabajo cotidiano como cineasta que intenta sacar adelante mis proyectos contra todos los obstáculos. Pero no me malinterpretes, con todas sus dificultades, me siento un afortunado y no tengo la intención de desperdiciar esta fortuna”, concluye.

(Traducción del inglés)

Lee también

Boletín

Film Business Course
WBImages Locarno

Follow us on

facebook twitter rss